Actions

Work Header

Love and travel. Encontrar tu lugar en el mundo.

Chapter Text

Renéesme no podía esperar para sentir el tirón que siempre le habían dicho que llegaría a sentir por Jacob, incluso la manada creía que ya deberían no poder  vivir sin estar juntos, pero Renéesme dudaba que lo que sentía por Jacob fuera más que un amor fraternal, lo amaba no tenía dudas de ello, pero no se sentía correcto estar de otra forma más intima con el, sabía que Jacob lo anhelaba podía verlo en sus ojos y la forma de como se contenía al estar juntos. Ella considera que tal vez debido a su naturaleza su vínculo no llegaría a crecer jamás, ya tenía 23 años, sin embargo, no aparentaba más de 18 años humanos, recordaba que odiaba ser una niña pequeña dentro del cuerpo de una adulta, pero ahora que se sentía feliz con su apariencia de ser por siempre una joven adulta, entendía que para su familia siempre sería la más pequeña para ellos y se preocuparían siempre por ella, agradecía que Jacob la tratara como una adulta y entendiera que ya no era una niña pequeña, pero eso también significaba que el esperaba mucho más, el deseaba ser su pareja realmente, ella entendía que eso se esperaba de ellos, pero a pesar de todos los avances de Jacob no sentía que pudiera amarlo de la manera que toda su familia o incluso la manada amaban. Sus padres y toda su familia representaban lo que debería tener con Jacob, pero a pesar de que lo amaba no sentía el tirón por su pareja, incluso había pedido cazar con Jasper algunas veces para poder hablar con el sobre sus sentimientos, era un poco extraño, pero Jasper podía entender sus emociones de una manera que ni ella podría, pero siempre llegaba a la misma respuesta Jasper le había dicho que no entendía por completo el vínculo que tenía con Jacob el amor estaba ahí, pero no era más que un amor fraternal incluso el le había dicho que no creía que ella pudiera enamorarse románticamente de Jacob, tal vez se debía que ella no solo era humana y los hombres lobos eran rivales de los vampiros, después de unos meses al fin ella tenía un plan, jasper sentía que algo había cambiado pero no era algo malo. -Renéesme no te preocupes tienes toda una eternidad para entender tu vínculo o incluso puedes llegar a encontrar el amor en otra persona- le había expresado Jasper algunas veces, pero ella podía sentir que únicamente eran palabras para hacerla sentir bien, en esos momentos entendía que algo estaba mal con su vínculo, pero que era culpa de su propia naturaleza, pero ella no sabía como decirle a Jacob que jamás llegarían hacer más que familia. Así que decidió que debía irse un tiempo ella sola, para poder encontrar su propia camino y descubrir su propia persona, sentía que era una mezcla de todos y en especial de Jacob, no sabía quién era ella sin el. Toda su familia se sorprendió cuando decidió visitar a su abuela materna René, ya que nadie podía ir con ella. Todavía vivía en Phoenix con su Esposo Phill, todos se preocuparon cuando declaro que quería ir sola, Jacob naturalmente pensó que el iría, ya que como el otro no chupasangre podrían estar en presencia del sol el estaba maravillado por estar con ella, sin embargo, tan pronto el pudo ver la sarcástica sonrisa de Jasper supo que algo no estaba bien. -Escúpelo chupasangre, habia rugió Jacob acercándose peligrosamente a el. -No te está invitado a ir tampoco perro, ella quiere ir sola dijo Jasper con una sonrisa. -No sabes nada, Nessie me quiere ahí volvió a gritar Jacob. -Es cierto admití- un poco agradecida por lo que había declarado Jasper para ayudarme, pero también molesta por la forma que lo había hecho. - Pero Nessie, ¿quién te va a cuidar si vas sola? No podemos separarnos me imprimí en ti, no sabes el dolor que eso nos causaría. No para mí reflexioné egoístamente, desde que había descubierto que nuestro vínculo tal vez nunca crecería había decidido alejarme de Jacob para no hacerle daño. Escuche a mi padre jadear cuando leyó mis pensamientos, -Pero Renéesme como lo sabes me pregunto.- No, no es así intervino Jasper una vez más, sintiendo mis emociones el podía sentir que necesitaba ayuda para poder irme. Mi padre se dirigió a Jasper quién sin duda pensaba lo que habíamos hablado. Durante un segundo se quedaron contemplando y luego mi padre asintió y me pidió que le enseñara mi don. Le mostré todo el arrepentimiento que había sentido al saber que nunca llegaría amar a Jacob como se merecía, yo sabía que no estábamos destinados a estar juntos, no de esa manera. Mi madre se levantó de su asiento y me abrazo, -Sabía que un día mi bebé quería conocer el mundo, pero no supuse que fuera tan pronto, estás segura de que quieres ir sola me pregunto. -Si, quiero aprender quién soy sin todos ustedes le respondí. Mi familia estaba particularmente callada, creo que todos entendían lo que sentía porque alguna vez ellos también lo sintieron. -No, no volvió a rugir Jacob, Bella como puedes dejar que Nessie se vaya,  debe ir conmigo.- Renéesme puede hacer lo que quiera le dijo mi madre, si ella no quiere ir que la acompañemos así será. -Jake, tengo que hacerlo por mi misma, necesito esto le dije tranquilamente. -Pero debo ir contigo, lo podemos encontrar juntos.
Pero como mencionarle que no quería que me acompañara quería hacer este viaje sola. -No Jacob, quiero encontrarme, quiero saber quién soy, no solo como mitad vampira y mitad humana, voy a ir sola le expresé mirándolo directamente. Podía sentir todo el dolor que sentía sus rasgos naturalmente hermosos se distorsionaron en una mueca de dolor y enfado y sus ojos profesaban dolor y traición al mismo tiempo. Pero el podía reparar en mi actitud que no cedería. -¿Cuándo te vas? Pregunto Jacob. -En dos días susurré-.
-Parece que ya tienes arreglado todo aquí me voy, pero cuando te des cuenta de tu error debemos hablar sobre nosotros dos en serio, dijo mientras se dirigía a la Puerta principal, pude escuchar como se arrancaba la ropa y se transformaba. Derrepente la tía Alice había empezado a brincar de alegría, una visión y por lo que podía admirar era una de las buenas. -¿Qué pasa exigió saber Rosalie? Mientras golpeteaba el suelo con sus tacones blancos. -Creo que no nos vamos a tener que preocupar por un tiempo de ese perro- expresó Jasper. Mi padre dijo que lo aceptaba mientras empezó a reír, mi madre se veía un poco triste pero no entendía del todo. Extrañaría despedirme de mis abuelos, pero tanto Carlisle como Esme habían decidido tomarse un tiempo hace unos meses. Emmett, había ido con Seth a visitar a Garret con los Denaly hace unos días, esperaba que llegara para poder despedirnos en persona, y no es ese horrible celular que no dejaba. Pasaría unos meses con su abuela y Phill, Renéesme había calculado todo para irse en unos días antes de diciembre y volver a finales de enero meses donde Phoenix estaría en la época de invierno si así  se le podría decir, y su piel no sé notaria mucho. Bella habría querido ir, pero eso ya no era posible, había sentido tanta nostalgia que ella y Edward irían a visitar a charlie, su abuelo había aprendido hace mucho que no debía preguntar si quería que todavía estar en su vida. Sin embargo, con su abuela René era diferente llevaban años alejados de ella y cuando se enteró de que su nieta la visitaría estaba tan feliz, había esperado poder ver a su hija también y a ese desagradable hombre que la había alejado de ella, antes lo había querido, no obstante ahora creía que se debía al que no la visitaran, sabía como estaban gracias a las llamadas, que tenían. Estaba bastante celosa de la cerca que Bella todavía estaba de Charlie se había enterado de que lo visitaban con regularidad, no entendía que había hecho para que su propia familia no tuviera nada que ver con ella. El día que debía partir su tía Alice se acercó a ello y le dijo.-Que siguiera su instinto, que estaba feliz por ella que ese viaje le daría todo lo que quería y más la extrañaría mucho.- Y por favor no olvides todo lo que te enseñe de moda- le dijo. Después de una muy confusa despedida de Alice se le acercó Rosalie una de sus personas favoritas, sabía que a Rosalie le costaba mucho observarla partir, ya que tenían un vínculo muy profundo su tía parecía que siempre la entendía y ella la adoraba, su tía la había hecho entender que era un verdadero tesoro que la diferencia que tenía como vampiro no la hacían menos sino que en realidad la hacían una persona muy valiosa porque podría elegir que vida tener, podía ser una hermosa vampira o una humana cuando quisiera. Pero sobre todo la amaba como propia, ya que Renéesme representaba la vida que nunca pudo tener. -Sobrina- Grito Emett mientras llegaba había hecho todo para llegar a despedirse de la pequeña. -Bueno si no es la bebé vampira que va a incendiar el mundo auyo, dijo mientras corría a darme uno de sus abrazos de osos. -Ya tío Emett que los voy a extrañar mucho. - Entonces no vayas bromeó haciendo reír a todos. Después de un rato más de contarnos todas las tonterías que había hecho con los chicos y disculparse de que Seth no pudiera venir a despedirse por algo que no contó, se puso serio. -Estoy triste de que te marches porque todos te amamos, pero es tu vida decide que hacer con ella y si todo se llena de mierda siempre puedes volver a casa, sobrina nunca te conformes con algo que no sientas en el corazón, puedes tener todo el amor que quieras en tu vida. Después de agradecerle profundamente bromeó que después de volver podríamos ver que tan fuerte era, y el olor de perro se calmaria un tiempo, haciendo sonreir a todos.
Después se acercó Jasper pero con el  no tenía palabras suficientes para poder agradecerle todo lo que había hecho para mí. Como los únicos dos empáticos del aquelarre habían hecho una unión muy fuerte, después de que ella le mostrara todo lo que esperaba Jasper la había dado más ánimos, esperanza, pero le había dado un sentimiento de confianza para asegurarle que todo estará bien.
-Te extrañaré será difícil ser el único empático otra vez, siempre estaré para escucharte, nunca te juzgaré Renéesme las decisiones que tomes son tuyas, le había dicho. Jasper siempre le había hecho sentir como una adulta por eso sabía que todas sus palabras eran verdaderas, -Para ti será diferente, será un viaje nuevo, pero estoy seguro de que será mejor de lo que soñarias, adiós mi señora- había dicho mientras fingía quitarse un sombrero marcando su acento sureño. Jasper fue el primero en abrazarle, para que todos los demás entendieran que era hora de despedirse.
Sus Padres le habían dicho algo muy parecido a toda su familia, pero se habían quedado callados la mayor parte del tiempo con un sentimiento de melancolía con ellos, su chica había dejado el nido. Te amamos y estamos muy orgullosos de ti hija había dicho su madre mientras la abrazaba tortuosamente. -Renéesme- le había dicho muy serio su padre, -No importa lo que pase siempre serás nuestra hija, siempre puedes volver a casa y nunca nos defraudaras, te amamos, decidir lo que quieres en tu vida no es fácil, pero siempre recuerda que es tu vida y tienes derecho a elegirla. Después de que una muy triste despedida Renéesme llego al aeropuerto había decidido ir sola no quería más despedidas. Llego un poco antes de lo esperado y decidió ir a comprar algunos bocadillos mientras esperaba, la sangre que llevaba en un termo era una de sus favoritas, decidió tomársela mientras esperaba el vuelo, en todo momento esperaba que Jacob llegara a despedirse, no lo había visto desde el día de la pelea por su partida, pero no esperaba que no se despidiera de ella, sabía que solamente serian tres meses, pero todos se habían despedido como si no la fueran a ver en una vida, y también porque ella y Jacob nunca habían separado tanto tiempo, Jacob lo sentía únicamente como una traición a él y su amor, pero seguían siendo mejores amigos debía despedirse como en todas estas tontas películas que habían visto.
Dolía que Jacob no apareciera para despedirse, pensaba que era egoísta sin irme si el, pero era lo que necesitaba y el no quería entender, después de un tiempo el avión estaba listo para partir y Jacob no llegaba, al final se decidió por mandarle un mensaje como despedido. -Espero que lo entiendas Jake, te veré pronto, te quiero.