Actions

Work Header

Solo existo yo

Chapter Text

No sé cómo comenzó todo esto. Estabas tan feliz brincoteando hacia mí con nuestros helado favoritos. En tu rostro solo se veía felicidad y esa fastidiosa sonrisa que siempre cargas, debo de admitir que siempre había odiado esa sonrisa, no te sorprende,cierto? Sin embargo; hoy en día desearía volver a verla.

Puedes creer que, en ese minuto que te tomo llegar hasta la banca, llegue a perderme entre mis pensamientos, en lo que veía, en todo... probablemente no me creerías, tal vez si tenga un pequeño cerebro o pocas neuronas como para decidir deambular en mitad de nuestra "cita". Juraría no haber durado tanto, ni siquiera cumplí el minuto. Pero cuando volvi tu ya no estabas. Dirigí mi atención al ultimo lugar donde estuviste, eres un adulto así que no me preocupe cuando no te encontré allí.

Ese día Shinra me había propuesto una salida romántica para los dos, tu has estado raro todos estos días y pensé que no aceptarías ¡SORPRESA! Aceptaste. Ahora me arrepiento de que lo fueses hecho. Desde que te conozco se cuando planeas algo malo, se que si algo inusual sucede tu serias el principal culpable y aun, sabiendo lo extraño que era el que aceptaras, yo no me opuse.

Decidiste que nos reuniríamos en una plaza cercana a la estación en Shinjukun ya que en Ikebukuro somos reconocidos por nuestro característico odio mutuo, ademas de tener una gran fila de matones y pandilleros detrás como para caminar tranquilos.

Algunas personas susurraban cosas, seguramente ellos nos vieron en la televisión; por la transmisión en vivo que le interrumpimos a mi hermano, creo que se trataba de entrevistar parejas ¡que tal si nos hubiesen entrevistado a nosotros como broma? Seguro y fuesen ganado una gran cantidad de tele-videntes. Como decía, yo y seguramente tu igual; intentábamos ignorar esas personas. Todo parecía bien. Hasta que me retaste a hacer una carrera, por supuesto tu hiciste trampa y te me adelantaste así que yo intente seguir tus pasos, llegue a un punto en el que no aguantaba las piernas y me senté en una de las bancas del parque. Tu no habías perdido energías, rogabas el seguir corriendo (y por esa razón te mereces con orgullo el apodo de pulga) pero yo me negué, estaba exhausto.

Después de unos minutos vi tu cara de aburrimiento a diferencia de mi que disfruto de la serenidad, tu eres mas activo siempre ocupado. En eso, se escuchó una cancioncita, mire por el rabillo del ojo que producía esa melodía, era el carrito de helado. Tu me miraste, yo te mire. Y así te fuiste. Tu corriste en dirección al carrito. Unos segundos que no me encontraba prestándote atención ya no estabas.

Chapter Text

Martes. 10:22 a.m

Quien diría que en las calles de Ikebukuro se escucharán los gritos de un rubio llamando desesperadamente a su rival, cualquiera lo diría, más bien ya estarían acostumbrados pero esta vez era distinto, el nombrado, no se encontraba molestando a su buscador, ni siquiera antes de ser buscado, como era de costumbre. Entonces, la duda fue sembrada ¿Que le pasaba a la bestia de Ikebukuro?

Las personas murmuraban, algunos se escondían o evitaban estar cerca de alguna señal de transito, bote de basura, maquina expendedora, en fin, todo objeto que podría ser usado como arma de parte de la bestia. Pero nada ocurría. Ansioso por la acción, miran al cielo, dan vueltas entre si pero nada del informante.

¿Que le pasaba a la bestia de Ikebukuro?

Para saberlo tendremos que retroceder en el tiempo, específicamente 5 horas y 11 minutos...

06:11 a.m

Shizuo se había despertado por el repicar de su celular. Hoy tenía el día libre, así que pensaba pasársela dormido, por desgracia olvido colocar su celular en modo avión, ¿Por qué haría eso? Simple, conocen a su pareja. Ademas de fastidiarlo cada vez que lo ve sin importar si estuviera trabajando, también se dignaba a molestarlo en sus días libres.

Sin proponerse a leer los mensajes que le despertaron, fue de inmediato a colocar su celular en modo avión, de todas modos que seria tan importante. Seguramente eran puros mensajes con su nombre en busca de que, irritado, le llegará a responder para que la pulga se excusarse con un ¿como estas?Tiro el móvil junto al mueble al lado de su cama y continuo su siesta.

Ya cuando estaba atrapando el sueño, escucha gritos provenientes de la entrada. Shizuo no le presta la debida atención, pero sabía que con ese escándalo no podría recuperar de nuevo el sueño. Ya resignándose a sus horas de sueño. Escucha, lo que seria la ultima replica del día un "Muérete" y finalmente paz, eso diría sino fuese distinguido la voz ¡era Izaya!

Fue corriendo a abrir la puerta, no le importaba que lo vieran en calzoncillos, él ya había sido expuesto ante el menor en otras ocasiones. Al abrir, vio que nadie se encontraba pero podría jurar con su alma que esos gritos y ese último dialogo eran de la pulga.

Cerró la puerta y fue a su habitación. Busco ropa. Y, antes de salir, toma su celular, quizás le darían alguna pista de adonde pudo haber ido. diez mensajes tenía pendientes y veinte llamadas perdidas; todas de Izaya.

  1. Pulga: Shizu-cha creo que iré a visitarte. Fui a entregarle un informe a Shiki esta madrugada y ya cuando iba llegando al departamento me di cuenta que se me quedaron las llaves. No escomo si no tuviera otros tres mas pero... aprovechando ¡que tal si le hago una visita a mi bestia?
  2. Pulga: Bestia estoy en tu puerta...
  3. Pulga: Heiwajima Shizuo, hablo en serio; ya vez que hablo en serio coloque todo tu nombre. >:(
  4. Pulga: SHIZUO SE QUÉ NO ESTAS EN EL TRABAJO POR QUÉ ME CONSEGUÍ A LA RUBIA ESA Y ME DIJO QUE HOY TENIAS DÍA LIBRE.
  5. Pulga: No entiendo por que razón no respondiste mis llamadas. Podrías abrir esa maldita puerta y dejarme pasar.
  6. Pulga: Shizuo Ya Se Qué Estas Dentro, Puedo Escuchar Tus Estúpidos Ronquidos >:( >:(
  7. Pulga: Está bien,  ignorame. ;-;))
  8. Pulga: Me iré a ligar con Dotachi a ver si te gusta
  9. Pulga: Hahhaah...me sigues ignorando. Ya verás que lo de Dotachi no era echado broma
  10. Pulga: Bastardo!!!

Shizuo se quedo perplejo por cada mensaje. Sin contar sus, ahora descubiertos, celos por la mención de Dotachi. Jamas se lo imagino como un posible rival. kadota era un buen compañero en las secundaria, con ambos, era como un extra en su mundo, un buen tipo. Oh Izaya, Izaya, IZAYA! En serio intentaría arruinar al pobre Kadota que ni culpa tenia, él confía en Kadota, y sabe que jamas le traicionaría ¿O si? 

Tomó su ultima caja de cigarrillos y se fue. Intentaría llamarlo en el camino, lo intento innumerables veces pero, en cada intento, caía la contestadora. La caja de los cigarrillos se le había terminado en tiempo récord y ¿como no se iba a acabar? si por la furia no llegaba ni a la mitad. Tenia que saciar la ira de otra forma, y así empezó a golpear cada señal de tránsito que se le topará, cada bote de basura. Sus pisadas alertaban en dejar abolladuras en el pavimento. Esta era la bestia que Izaya tanto había deseado mostrar.

 quien diría que una advertencia de infidelidad revelaría a la bestia ante nosotros.

La consecutiva contestadora le empezaba a joder la paciencia, llego al tal punto que término rompiendo el único celular que tenia para comunicarse porque, aunque estuviera emparejado con el gran Orihara Izaya no significaba que él disfrutaría de los mismos privilegios; apenas y llegaba a cumplir el alquiler de su cada, su teléfono era un regalo de su hermano cuando inicio su camino a la fama. Algo había hecho mal, siempre se lo repetía cuando veía esos programas de mujerzuelas que se casaban con viejos millonarios.

Por haber partir su celular se vio obligado a la tarea de gritar el nombre del informante como aquellas veces que solía gritarle en sus encuentros matutinos.

En eso presiente el aroma de su pulga. Va directamente a donde provenía ese olor. Al llegar vio a un Izaya solo. Shizuo se sentía incómodo, pensó que cuando lo consiguiera estaría besándose con kadota o acompañándolo si tenia suerte pero no, él solo se encontraba allí.

El rubio se le fue acercando lentamente pensando que no lo había visto. En cuanto estuvo lo suficientemente cerca lo noto, si sabia que estaba ahí solo se había resignado a hablarle hasta que lo encaro.

_Shizu-sha ¿que haces aquí? pensé que me estabas ignorando_. Fue lo único que se resigno a decir. Shizuo casi y podía jurar haber visto como una lagrima caía y se perdía entre su barbilla_¡Quiero que me respondas!_grito.

Shizuo no tenia palabras, no sabia como algo tan insignificante como no responder los mensajes podría llevarlo a tales extremos. Se acercó y le abrazo plantandole un dulce beso en la frente. Izaya se acurruco en su pecho. En realidad no estaba enojado con la bestia sino consigo mismo, pero le era mas fácil echarle la culpa a los demás.

_Te amo, Izaya.

Aquellas palabras no lo hicieron sentir mejor, el era una mierda de persona que no se merecía el amor que le estaba ofreciendo. Pero es un buen mentiroso, tan bueno como para decirle...

_Yo igual te amo, Shizu-cha... 

 

Chapter Text

¿Dónde estabas ?, no lo se.

¿A donde te fuiste ?, tampoco lo sé.

Cada vez más y más gente pasaba, más y más gente me estorbaba la mirada. Me levanté preocupado, y quien no lo haya. Cuando, por fin, pude abrirme paso te vi tirado en el suelo. Todos te rodeaban. Yo no me había, bestia torpe. La gente no hizo nada en todo este tiempo que te perdí, eran tan invasivos como para tomar fotos pero nadie fue lo suficiente mente valiente como para acercarse. Y yo, yo ... no hice nada.

Casualmente coincidiendo con la motocicleta de Celty. Te sostuve entre mis brazos. Siempre me habías pedido que te cargara pero yo me tenía incómodo, quien diría que la primera vez que cumplía esa petición tuya tu estarías inconsciente. No te quería ver así, aunque antes deseaba tu muerte jamás me la imaginaba. Nunca la espere ... yo pensaba que eras indestructible, aquel psicópata que se atrevió a interactuar con el hombre más fuerte de Ikebukuro. Probablemente nunca fue así ¿Suicidio? Acaso querías que yo sería el culpable de tu muerte.

Pensándolo de ese modo ... yo era quien creaba los obstáculos para no herirte mucho. Pero eras tu el que huía y movía el escenario, lo que significaría que yo no tenía nada que ver con que fuésemos detenidos en cada oportunidad. Peleamos en las calles que menudeaban nuestros amigos ¿tu forma de demostrar que soy una bestia? Quien sabe.

Las personas me seguían viendo, otros seguían con sus teléfonos en mano, los que ignoraban ser dignos de acercarse y preguntar, a lo cual eran respondidos con "visitó Ikebukuro".

Celty se encuentra estacionada; no muy lejos de nosotros. Ella me vio, preocupada me mostró el móvil. Me canso en su moto él impaciente le pedí que nos lleve con Shinra. Antes que lo preguntes, ella lo sabe, quizás ya lo sepas, igual te lo diré. Celty a sido mi compañera estos últimos años, no hablo de instituto sino de ... esos que se cuentan cosas, yo soy el que cuenta ella solo escucha pero es lo único que necesito. Sabemos que los dos no hemos sido completamente sinceros el uno con el otro, somos rivales obvio que no lo son pero cuando te despiertas vamos a intentar que esto funcione, y dejare de acudir a ella.

Llegamos a donde Shinra. Tu cuerpo estaba frió. Celty con sus sombras creo una manta para ti, se que le caes mal, se que tienes su cabeza porque ella me lo dijo pero podría intentar no tener más enemigos de los que ya tienes. Si continua, no me darás más opciones que tener que escapar contigo, y no quiero eso.

Shinra me solicita que te metiera en la habitación donde te encuentras en estos momentos. Después de que hice una serie de preguntas confusas, yo lo que hice fue contarle lo que sucedió con detalle, no tenía motivos para mentir. Me pidió que le diese un momento y llame a su "ayudante". lo hice Salí a su balcón y espere.

Sabes, fui a buscar un cigarro en mi bolsillo y adivina que paso. Grabar que cierta pulga me los quitó, recuerdas cuando me dijiste que esas cosas dañan mis pulmones.

Chapter Text

Shizuo se había perdido desde ayer en el departamento de Izaya después de que este fuera de visitar en su trabajo, aunque esa visita más bien un plan de ataque en contra de la rusa, esto debido a los navajazos que le lanzaba cada vez que ella se le acercaba a su bestia, las cuales, por suerte Shizuo ayudo a esquivar antes de que se cometa una escena del crimen.

Más tarde tedria una reunión de curri en casa de Celty y Shinra, dicha reunión había olvidado hasta ahora que se hizo haciendo el desayuno. Tenía un gran problema, como iría a la fiesta con Izaya, claro, el problema no era como ir a la fiesta, podía invitar a Izaya pero conocían terminarían destruyendo la casa de Shinra.

Al terminar de preparar el desayuno, que eran tostadas. Las sirvió en un plato para el informante quien participó activamente en el grupo de los dólares, tan entusiasta como para hablar a sí mismo. Este no le presto mucha atención. Encendió el televisor y sintonizo uno de los shows de su hermano; una nueva serie de un vampiro que caza vampiros. Lo que Shizuo no sabia era en el chatear, Setton (Celty) hizo la ligera mención de su reunión de curri, algo como que invitaría a todos sus conocidos, aparentemente eso incluía la mejor de Ikebukuro. Todos los del grupo colocarán cara de sorprendidos al decirlo y de inmediato mandarón otro mensaje que deberá indicar "Qué coincidencia yo también iré a una reunión con curri".

Izaya consideró por un momento "Entonces la bestia tendrá una fiesta y no estoy invitado a ella ...". Se despidió en ambos perfiles y fue hasta donde se encontró el rubio.

_Shizu-cha ... me estas escondiendo algo?

_Ah? _Fue lo único que pudo articular, no había entendido el extraño acercamiento de la pulga. Tuvieron que pasar unos segundos para que su memoria hiciese ¡CLIC! y recordando la reunión de esta tarde, mas tarde iré a la casa de Shinra ...

_interesante_respondió Izaya, sin revelar su latente sentimiento de rechazo. Se preguntaba el ¿por qué no lo invito? Obviamente se negaría pero quería que el bruto de Shizuo lo intentase que insistiera, igual que lo hizo Shinra, Dotachi o sus hermanas antes de entender que incomodaba ese tipo de cercanías.

Shizuo lo intentó, nunca había visto a Izaya participar en una de esas reuniones, probablemente sea por su culpa pero también podría variar entre invitarlo e invitar a Izaya. Ahí fue cuando entro en razón, su preocupación no se requería a las peleas, en parte era por la adversidad que tenían todos los demás invitados en contra del pelinegro, si era eso.

Trato de evadir el tema, ignorarlo pero no pudo.

¿Qué seria lo peor que pudiese pasar?

_Pulga ... se que no te gustan estas cosas pero no me gustaría estar solo. Y Shinra va a tener que aguantar los desastres que haga mi pulga.

_Espera ... como sabes que no me gustan?

_Es que conozco muy bien a mi pulga, creo que en realidad si te gustará, solo que como no te han invitado no sabes como es.

Domingo, 5:00 p.m.

Terminaron de arreglarse. Shizuo eligió algo sencillo, es decir, su traje de ex barman. Izaya al contrario, aunque no vario mucho entre sus trajes, decidió dejar la chamarra en casa. Ese cambio le era un poco sorprendente para el alcalde, no estaba acostumbrado a verlo en la calle sin su característica chamarra peludita. Esta era la primera vez que salía a la par desde un mismo punto. Izaya no era para nada compatible con Shizuo que caminaba lento, quería correr saltar y escabullirse pero habían acordado ser "normales". Claro que hacer alguna que otra paga no estaba más, según el pelinegro.

_Deja de molestar, pulga_se quejo el mayor sacando el cigarro de su bolsillo.

Izaya se acercó rápidamente y llevo su mano al cigarrillo para luego tirarlo al suelo y aplastarlo. Shizuo se enojo. Lo tomo de la camisa y lo alzó unos centímetros del suelo.

_No deberías fumar. Eso produce cáncer de pulmón no se tu pero yo no quiero que mis pulmones se dañen por culpa tuya_aclaro para escaparse con un beso en la mejilla. Shizuo identificado las miradas de todos los que pasaban, era incomodo ser la pareja de Izaya Orihara.

_PULGA_grito para luego empezar a perseguirlo. Le molestaba cuando quería hacer pasar de listo.

La casa de Shinra ya estaba casi llena y todos los invitados presentes estaban apartados un puesto para la cena. Algunos charlaban, otros buscaban como ayudar, una agradable cena entre amigos. Hasta que se oyeron pasos y risas, pasos que distinguirías aunque estuvieras en una maratón, una risa inolvidable y eso le siguió un timbre. Celty fue quien atendió topándose con la pareja dispareja. Invito a Izaya a que apartara sus puestos, mientras se llevó a Shizuo a uno de los cuartos.

Saco su móvil y rápidamente comenzó a teclear: _Shizuo, estas seguro de lo que haces, ¿por qué le invitaste?

_No te preocupes yo lo controlare ..._ respondió colocando una de sus manos en el hombro de la dullahan intentando clamarla.

_Estas seguro?

_¡NO SE, SÍ! NO TENGO LA MAS REMOTA IDEA_concluyo azotando la puerta a sus espaldas. Mientras iba a la sala, busco entre su bolsillo el cartucho de cigarrillos saco uno y lo encendió para calmarse.

Entró a la sala y vio a todos. Se sintió la secretaria de Izaya vigilando a un chico que tenia una garrapata pegada al lado, Varona hablaba con Tom-san, Shinra los llamaba avisando a todos que ya iba a estar el curri, Erika cantaba con Kadota y walker, también estaba una chica de gafas, unos estudiantes del mismo instituto en los años atrás estudiaba y la pulga estaba apoyado en la ventana con su celular en la mano separada de los demás.

Les dio un cálido saludo a todos y fue a donde su pulga dejó escapar de su boca una gran cantidad de humo a causa del cigarro. Izaya volteo y vio a su bestia fumando. Tomó, como antes, el cigarro de su boca lo tiro al piso aplastandolo.

_Eres una bestia estúpida, que te dije sobre fumar! No quiero tener un novio con unos pulmones vueltos mierda_grito Izaya mirando con furia a la bestia quien estaba rojo por lo antes dicho de novios.

Erika grito emocionada colapsando por una hemorragia nasal. Kadota la tomó cargada y salio para que la pobre pudiese tomar aire. Los demás estaban más que incomodos. Shinra y Celty no sabían si interponerse con la pareja o dejar que todo fuera resuelto por los dos de todas las formas Shizuo fue el que invitó a Izaya. Entre tantas dudas, nadie pudo evitar que Izaya en un impulso tomase el cartucho y lo tirase por la ventana. El rubio ya estaba en sus ultimas, y su rostro en vez de estar rojo por ola vergüenza era rojo por la fura.

_¡¡ERES UN !! TE VOY A MATAR_grito para luego corretear por toda la casa a la pulga. Izaya sabía que lo que estaba mal pero no se disculparía ya había visto muchos documentales sobre eso que lo dejaban inquieto. Corrió hasta la habitación de Shinra y se cerró.

Shizuo ya había acorralado a Izaya. Sino la rompía era porque aun le tenia respeto a Shinra y porque se habia prometido no romper nada.

_IZAYAAA-KUN, ABRE LA PUERTA_amenazo golpeando cada vez más fuerte. Pero paro al no escuchar respuesta, tuvo tiempo para calmarse y escuchar a las personas de la sala quejarse por la presencia del pelinegro. "Estúpido, eres un estúpido" se repite Shizuo, no quería que esa noche acabase de esta forma.

_Etto ... Izaya puedes salir, no te golpeare solo ... ya sabes como soy no pensaba.

Colocó su oreja contra la puerta y escuchó una voz apenas audible.

_Shizuo_. El nombre determinado una corriente recorre el cuerpo, muy pocas veces lo llamaba por su nombre_. No quiero que sigas fumando, eso te causa daño. No es que me importe pero no quiero terminar solo.

_No me voy a morir por eso. Izaya, soy casi indestructible_respondió riendo un poco.

_Jaja ... eso ya lo sé, pero una enfermedad no es lo mismo a ser apuñalado, disparado o golpeado, esto te mata por dentro.

Con la oreja aun pegada a la madera suspiro en afirmación. Las palabras de su pareja, eran ciertas, cuando se enfermaba era terrible no como cuando lo apuñalaba, al enfermarse en serio específicamente que se iba a morir.

Se apego aun mas a la puerta y propuso: _Que tal si ventas de allí y compartimientos con los demás.

Quitó el seguro. Abrió la puerta con inseguridad. Miro a la bestia. Y pregunto.

_Me prometerás que estarás siempre ha mi lado?

_Para amarte y respetarte_susurro mirando entre la corta separación que su novio había dejado.

_Hmm ... en la salud y la enfermedad_prosiguió el mas bajo abriendo un poco mas la puerta.

_En la riqueza y la pobreza.

_Sabes que yo soy el rico verdad_aclaro Izaya acercándose a su bestia.

_Cómo olvidarlo ...

_Sigo ... hasta que la muerte nos separe ...

_acepto_dijeron entre tono para terminar con un gran beso abrazados en el medio del pasillo mientras que todos los demás se preguntaba cómo afectaría esto en Ikebukuro.

Chapter Text

Ya han pasado aproximadamente dos horas desde que llegamos a casa de Shinra.

Por alguna razón ambos no habían salido de la habitación desde que me pidieron que les dejara un momento, un momento de dos horas veinte minutos y diez, quince, veinte segundo y continuaba. Debía dejarlo antes de que la ira e incertidumbre se apoderasen de mi.

Podía seguir mirando el reloj o mirar la televisión. Mire el canal de noticias. Apenas apreté el botón de encendido para chocarme con una grabación del accidente de hace unas horas: estabas tu, ya en el suelo, luego de un rato de murmullos llegue yo ¡Vaya aparato! había captado mi miedo a la perfección hasta ser interrumpido por mi propia acción al cargarte, la persona que grababa seguro quería seguir con el acto pero fue interrumpido o eso pareció ya que la imagen acababa en sus pies.

Esto me recordó a la otra vez que te atacaron. Tu me contaste que esperabas que yo u otra persona fuera a matarte, no fui yo ya que estaba con Tom-san desde muy temprano y no tuve tiempo de coincidir con las noticias como ahorita. Me dijiste que fue una chica que hace tiempo no veías, ella era una de tus víctimas la cual sobrevivió. Me pregunto si esta vez también te estarán buscando para asesinarte en este estado, no lo creo esta vez no dijeron donde estabas, en realidad nadie mas que Shinra, Celty y yo sabemos donde estas.

Se supone que esta carta sirva para cuando despiertes, en caso de que no sea pronto. También la escribo para que tengas una idea de por qué te voy a ser tan estricto con tu alimentación cuando despiertes mientras tanto te damos medicamentos.

Cuando Shinra salio de la habitación lo primero que hizo fue explicarme vagamente lo que tenias. Me dijo que tenias anemia lo mas cercano a padecer de leucemia, también me hizo la insinuación de algún tipo de droga o producto que ingeriste lo cual provoco la detonación de todo. Quisiera ser las exacto pero el tampoco lo fue, NO SOY TORPE, Shinra no esta seguro de tu estado;  necesita mejores maquinas para dar un resultado mas preciso de tu estado pero tampoco podemos llevarte a un hospital.

Solo me queda confiar en Shinra y creer que todo estará bien cuando suba tu hemoglobina.

Después de informarme tu estado de salud me dejaron entrar. Estabas en la cama conectado a un tuvo que te daba suero. La imagen era desagradable, como pasaste de querer correr por la ciudad a estado vegetal.

Siento las marcas de humedad en la hoja, es involuntario...

¿Por qué no me dijiste que no te estabas alimentando correctamente? ¿Sabias que eras anemico?

Se que no me responderás en este mismo momento pero, no puedo entenderlo.

Chapter Text

Los días pasaban en Ikebukuro. Desde ya hace un año que Izaya no salia de su departamento lo cual preocupaba al rubio y a aquellos que una vez estuvieron involucrados con el informante.

_Maldito Shinra, sino fuese sido por ti..._murmuraba el barman alejándose del departamento de la pulga. Estaba arrepentido de no haberse dado cuenta antes de lo incomodo que había sido ese día para él. Todo por el estúpido de Shinra.

_Y por eso, chicos, los he invitado a mi humilde hogar. Tengo que presentarseles a sus alternos egos_concluyo Shinra sin poder contener la emoción de mostrar sus experimentos con el ADN de los sujetos mas rudos de Ikebukuro.

_Alternos?_repitio Shizuo por terciaba vez.

_De otra forma, ellos son como sus copias idénticas con la diferencia de que cada una de ellas a tomado un residuo característico de su personalidad y la a moldeado como propia. Aun siendo iguales poseen una identidad e ideales distinta al prójimo facilitando la distinción entre uno y otro_explico intentando ser lo mas simple posible a sus anteriores explicaciones.

_Shinra...aun no entiendo.

_No te molestes en explicarle, es obvio que no va a entender_interrumpe Izaya casado de oír lo mismo_¿Que estas esperando? Ábrenos las puertas a esta nueva inteligencia artificial_vocifero apuntando con la mano extendida ala computadora aguardando lo que nunca llego.

_Esta bieeeen_respondió Shinra apartando su mirada del pelinegro a la puerta principal. La campana del timbre sonó. Shinra atendió con un salto para así ir al recibidor dejando desubicados a sus principales invitados.

Shinra seguía hablando con los de fuera tan animoso como siempre, no era un invitado sorpresa debido a la ansiosa mirada del de lentes que no se distanciaba de la puerta principal. Izaya se preguntaba ¿quien puede ser? ¿un científico afiliado a toda esta locura? ¿el técnico para la programación? ¿algún extranjero para hacer un holograma igual a esos de Miku? no sabría como decirlo, lo que si es que había quedado como estúpido hace unos segundos.

_Chicos estos son los alter egos de los que les había estado hablando: el es Psyche_señalo al menor, era idéntico a Izaya exceptuando la ropa con sus entonaciones mas claras y rosa muy rosa_y a su izquierda Tsugaru_. El rubio los miro, vaya que desentonaba la habitación con su estilo tradicional.

Shinra al no tener reacción de ninguna de las parejas, opta por acercarse a los alter:_Chicos ellos son Izaya  y Shizuo, de los que les platique la otra vez_aclaro con el fin de ponerlos en ambiente. Ambos asintieron e iniciaron el contacto.

_ Izaya-san, Shizuo-kun. Como habran oido me llamo Tsugaru, un gusto_se presento el rubio de forma educada acabando con una leve pero encantadora sonrisa la cual Izaya pudo jurar que su bestia no poseía.

Ambos correspondieron al saludo y dirigieron su atención a el pequeño Psyche.

_Hee! Tsugaru me darías chocolate_pidió Psyche ignorando completamente a los dos rivales.

_Psyche, estamos en casa ajena intenta comportarte_le regaño Tsugaru.

Psyche intento reclamar pero, inmediatamente, se arrepiente al notar la sombría mirada de Tsugaru. Volvió su mirada a los dos chicos parados frente a ellos, no era la primera vez que veía algún sujeto que compartía su apariencia ya había conocido a dos de ellos. Izaya no era la gran cosa como para dedicarle su tiempo, o eso fue lo que pensó hasta percatarse de como Tsugaru miraba al chico con tanta expresividad en sus ojos. 

Tsugaru jamas había mirado a los otros con es mirada...

delicadamente lleva sus pasos hasta Izaya. Se acerca su espalda y lo envuelve. 

_Ni se te ocurra ponerle ojitos a Tsugaru_Susurra dejando que su cálido aliento choque con el cuello del pelinegro.

_L-Lo acabo de conocer_contesto Izaya sin poder evitar el temblor en sus palabras al sentir como un escalofrió recorría su cuerpo.

Inmediatamente Psyche cambia su posición actual, sin levantar sospecha alguna, junta su cuerpo notoriamente al de Izaya mirando a los chicos de una forma juguetona, exclama: _Mira Tsugaru, somos gemelos! (^v^)

Y así la platica continuo entre los tres presentes a excepción de Izaya quien decidió interrogar a Shinra. Hasta que el timbre vuelve asonar, dándole la mejor escapatoria para alejarse del informante.

_Deben de ser ellos_Grita Shinra yendo nuevamente a la entrada. Al volver traía a otros dos muy parecidos.

El primero en pasar era un chico rubio con colores iguales a los de Tsuagaru y junto a él otro Izaya, a diferencia de los primeros dos (Izaya y Psyche) este pareciera haber sacado su traje de una tiendas de disfraces debido a la capa y la coronilla de príncipe.

_Ok, creo que los he presentado un poco desordenados. Aquí aclaro_.Paso Shinra al ver el rostro de los rivales_mi primera prueba con su ADN fueron PsycheDelic siendo el primer proyecto en realizarse correctamente Psyche01 siguiéndole Delic02.

_Se supone...¿por que no te saciaste con ellos dos?

 _Ellos fueron mas como una meta propia, quería probar que al unir los indices correctos podía poner como dominante una expresión poco común o casi inexistente en ustedes siendo Tsugaru el resultado de ello.

Izaya enfadado va hasta donde Shinra, sin importarle lo maleducado que podría ser:  _Sabes lo ilegal que es hacer un experimento con el ADN de una persona la cual no te ha dado el derecho de usarlo a tu conveniencia, tan siquiera se te había pasado por la cabeza preguntarme? da igual por la bestia el no entienden ni en donde esta parado pero y..

_Pero quien es esta hermosura..._interrumpió el chico de traje rosa sosteniendo la mano de Izaya con dulzura_Me llamo Delic, a tus servicius.

Izaya prefirió ignorar olímpicamente al romeo que se ofrecía delante de él, ese no era Shizuo, ninguno de ellos le llegaba ni a los talones de lo que es su bestia. Zafa su mano del agarre, que por suerte no era profundo, y volvió su camino hasta estar al lado del verdadero Shizuo.

_Nadie me había dicho que Psyche estaría aquí_reprocho el principito haciéndose notar_. Delic búscale buen lugar a mi corcel, debe de estar sofocado del mal estado del intento de hogar acogedor que es este edificio.

_En un momento Hibiya_replico el antes nombrado acercándose a Izaya_.Hey por que te escondes... Ouch_gime de dolor al recibir un golpe en toda la cabeza de parte del barman.

_Delic_Le llamo evitando inconscientemente un arranque de celos entre ambos rubios_no coquetees con la plebe.

_Ah? entonces, me estas queriendo decir que solo coquetee contigo_de una forma desafiante alejándose de la pareja para asi enfrentarse a su príncipe. 

Psyche no pudo mantenerse mas tiempo siendo un mero espectador decidiendo así unirse en la riña atrapando los hombros de Hibiya llevándolo hasta el sofá, donde permanecía acomodado junto a Tsugaru.

_Si quieres puedes quedarte conmigo y Tsugaru, él sería mejor sirviente que Delic_ofreció a sabiendas que su "hermano" se resistiría a tal idea de ser apartado de su príncipe, sino nunca apostaría su estadía con Tsugaru. Y tal y como supuso Delic reacciono jalando del brazo a Hibiya atrayendolo hasta sus protectores brazos.

_Y si mejor volvemos al castillo y te hago ese chocolate con marshmallow que tanto me pedías en la mañana_sugirió casi rogando. Hibiya reacciono ruborizándose.

Por otro lado estaban Izaya y Shizuo. La conversación aunque no iban respecto a los altereg, a Shizuo le era imposible no mencionarlos y como evitarlos si los tenia a solo un paso de ellos.

_Parecen buenos sujetos, no?_señalo en un tono bajo.

_De que hablas? Esto esta mal..._suspiro Izaya intentando buscar la mejor manera de expresar sus sentimientos en palabras.

_Pulga...

_Vengan todos acaban de llegar los últimos altereg de la lista_llamo Shinra sin recibir reacción de ninguno de los presentes en la sala probablemente porque ya habían sido convocados a una de estas reuniones con anterioridad.

_Eeeeh...H-hola como están?_. Un rubio con bufanda pasa apenadamente tomado de la mano por...Izaya o una copia casi exacta a Izaya. El chico mira a su alrededor intentando ocultar su vergüenza entre aquella blanquecina tela que le cubría el cuello, no se sentía nada cómodo con sus copias pero algo repentinamente cambia al ver a unos clones los cuales Shinra le había descrito como los verdaderos Izaya y Shizuo. apresura el paso hasta quedar frente a ambos chicos y se presenta:

_Me llamo Tsukishima pero me pueden decir Tsuki. Disculpen por la tardanza_saludo dando una reverencia lo cual hizo que se percatara de su acompañante, esto le resultaba un tanto divertido a Shizuo ya que, desde que entraron, no había soltado la mano del menor._Oh! y el es Roppi, a él no le gustan mucho las personas, por favor no lo moleste. 

Shizuo esperaba con ansias a que Izaya le interrumpiera y dijera algo como "no tienes de que preocuparte él es una bestia" sin embargo nada paso.

_Un gust...

_Tsuki!!_grito Psyche saltando del sofá. 

_Buenas Tsuki traes caramelos?_pregunto Hibiya al apenas cruzar el marco de la puerta, al parecer ya encontraron un lugar para el caballo.

_SIP!!_afirmo Tsuki buscando entre sus bolsillos sin soltarle la mano a Roppi.

Parecia que toda la atención iba hasta el chico de los caramelos, inocente chico que regala dulces, irónico. Tsugaru aunque fuese sido ignorado no le afecto tanto como a Delic, y es que debia de acostumbrarse si o si a la juguetona personalidad de Psyche o nunca saldría de casa. Suspiro acabado buscando entre el traje su kiseru, lo había olvidado en casa, concluyo al no encontrarlo en ninguno de los pliegues quedándole como ultima alternativa pedirle una cigarrillo a Delic.

_Pulga, si quieres puedes ir un momento a tomar aire_sugirió Shizuo al ver como los chicos se posicionaron no muy lejos del pelinegro. Sin respuesta.

Pasaron las horas y el sol amenazaba por ocultarse entre los edificios. Tsugaru y Delic llegaron hasta el punto donde sevieron obligados a visitar el kiosko mas cercano para comparar otra cajetilla de cigarrillos, por suerte para la horrible tentación que cargaba Shizuo, esta vez decidieron fumar en el exterior con el caballo. Psyche junto con Hibiya y Tsuki jugaba a los avioncitos de papel que les hacia Tsuki con las revistas de medicina del medico ilegal. Roppi prefirió alejarse un rato de los tres chicos e irse a una de las habitaciones desocupadas murmurar entre quejidos "odio a los humanos".

Una vez fueron las doce de la noche, todos decidieron que era hora de irse. Juntos bajaron por el ascensor (Menos Delic que iba con el caballo). Al estar frente a la salida cada uno se despidió yendo por caminos diferentes. Shizuo iba acompañando a Izaya quien no había dicho ninguno de sus comentarios en toda la tarde. Sin embargo, ninguno se atrevió a tocar el tema. Una vez estuvieron frente al edificio del menor, fue que decidió por hablar.

_Quieres que me quede contigo esta noche?_pregunto mirando la puerta.

_Shizu...quiero, quisiera estar solo por unos días. Podrías..._pidió cortándose a mitad de la oración. Él asintió temeroso recordando el leve comentario que le hizo Tsukisima sobre Roppi y sus facetas de suicida.

Un año paso desde ese día. Izaya no había salido del departamento desde aquella vez, o eso es lo que Shizuo asegura. El chico estaba enojado, enojado con Shinra, enojado con las copias, enojado.

Debía deshacerse de ellos

¿Pero como?

Para saberlo se vio obligado a investigar, cientos y cientos de artículos y paginas sobre el tema pero ninguno realista. Concluyo que al ser un subproducto de él, sus vidas dependían de su cuidado, si moría ellos deberán de morir con él...si no comía ellos se desnutrirían con él, ellos morirían antes que él.

Miro el celular. Era Shinra.

-Oi Izaya te has alimentado bien?

-Si_mintió.

-Los altereg vinieron ayer, me informaron que han tenido dificultades al alimentarse imagine que era por alguna afección pero si tu estas bien puedo descartarlo, probablemente cometí un error en el linaje..._murmuraba desde la otra linea.

Oh! pequeño e inútil Shinra no pudiste haber llamado en mejor momento.

Las cosas siguieron como estaban, quizás dejar de comer no era una solución muy factible cuando el genio loco no era otro que Shinra.

-¿suplementos alimenticios? ¿La música como una alternativa? eres un genio S-H-I-N-R-A

Estúpido Shinra y sus extraños métodos para ayudar a esos fenómenos.

Chapter Text

AAAAAAAAAH !!

 Pero que hermosa mañana, no puedes verla pero créeme es bellista y más si eres recibido por uno de los rayos del sol en toda la cara.

Toda la piche cara

Ayer dormí en una de las sillas de la habitación en donde te encuentras, para nada cómodo. Normalmente dormir con una inadecuada postura provocaría pesadillas, en mi caso fue lo contrario. Soñé con ese día, el día en el que tu y yo nos volvimos uno, ya se, soy un pervertido por pensar en eso. 

 A veces me pregunto si esa vez que supe de mis sentimientos más allá del odio fue el día, hora o el lugar correcto. No lo sé.

¿Por qué no las mejoras más rápidas? Se que solo ha pasado un día desde ese momento, sorpresa escribió las anteriores cartas en una tarde y parte de la noche, soy un exagerado lo se pero no sabia que estas cosas de estar inconsciente duraban tanto. Espero que tengas ganas de leer una vez que despiertes porque te obliga a terminar cada uno de estos papeles. 

Shinra me dio unas cuantas hojas y lápices para que dibujara y eso, vaya cosa. Antes de iniciar la primera carta esta hoja era un avión, un avión que viajo de la ventana al cielo y fue devuelto porque, al parecer, tirar avioncitos es una forma de ensuciar las calles, luego fue un retrato o lo que sea que parezca, total espero que te guste.

Por culpa del avioncito un oficial subió a dejarle una multa a Shinra. Le fue visto la cara intentando excusarse, Claro me regaño, pero sin haber estado por eso yo no estaba escribiendo y la ciudad estaba repleta de aviones.

Escribir es la actividad mas molesta que podría haber inventado pero, luego de algunos bloqueos mentales, se ha vuelto mi pasatiempo. Y para que sepas si se escribir> :( el hecho de que trabaje como el guardaespaldas de un cobrador no significa que solo vivo por mi fuerza. También leo, escribo y cosas así productivas para ... el cerebro? El instituto 

Recuerda ese libro que tienes "Enoc", no sabia que eras religioso aunque es muy fantasioso para formar parte de la biblia. Lo leí Aunque no es el tipo de historias que suelo leer, lo cual es casa ninguna, era la mas "normal" entre el catalogo de psicología, sobreviviente, secuestros, leyendas ... tus gustos son escalofriantes.

Siempre que miro ese estante se me ocurre compararte más libros, libros pasajeros que no tienen tantas vueltas como esos que posees. Claro que ... si los libros han forjado lo que eres ahora, quizás no sean tan escalofriantes esos de hombres lobos y gigantes te hicieron aceptarme, soy tu bestia.

Chapter Text

Fue la misma mañana como todos los comienzos de semana, las personas iban a trabajar y los estudiantes al instituto pero al llegar la noche las calles eran dominadas por las bandas de pandilleros. La ciudad se verá con pañuelos amarillos, los dólares, los falsos que se han pasado por miembros de algún grupo, los controlados por Saika, las enloquecidas fans y reporteros de algún ídolo pop, personas comunes y, como era de esperarse, Shizuo Heiwajima acabando su trabajo

Estaba exhausto, había pedido trabajar horas extras debido a su falta de acción por las noches aguardando por la mañana para volver al trabajo. Ocasionalmente se le preguntará pedir un día libre y salir a caminar pero esas profundas caminatas siempre terminan mal ¿se preguntarán por qué? Pues fueron interrumpidas por las inesperadas visitas que un pelinegro le ofreció cada vez que interrumpió la bestia de Ikebukuro pero esa noche no fue así.

 inhala y exhala dejando en libertad el cálido humo del cigarrillo. Caminaba sin razón torturando a su ya cansado cuerpo.

"¿Debería ir a donde Shinra?" Pensado siendo rápidamente interrumpido por su imaginación y la posibilidad de mostrar un escenario poco tentativo, específicamente en mitad de una operación o arruinar aún más sus oportunidades nocturnas con Celty.

"Debería ir con Kasuka hace mucho que no lo veo" tenía como segunda opción pero tal y como la primera esta traía sus contra. Kasuka ya no era su hermanito con el cual se podría dar esos gustos de ir a las instalaciones para pasar un rato juntos. Como sabrán Kasuka ya había tenido su carrera como actor y la mayor parte del tiempo se había ocupado; lo que entristecía a Shizuo.

"Y si paso un tiempo con Simon" inmediatamente se negó, seguramente al entrar Simon pudo llenándolo de sushi puro ruso y, aunque apetecía de probar algo de comida, el dinero no era suficiente y que le diría después ...

"Ir a hablar con Celty" no interfiere con su primera opción.

Tenia que recurrir a su ultima opción ...

"Pasarla con I-za-ya-kun ~" el tan solo pensarlo le ponía la sangre a hervir. Izaya siempre se encuentra en las calles buscando pelea con Shizuo o eso es lo que el creía, es como si su existencia fuera de un castigo enviado del infierno cual parásito.

Sino era por él ¿Por qué otra razón la pulga vendría a Ikebukuro? su único propósito en la vida era molestar al rubio, que torpe y cerrado es Shizuo, el gran informante no se encuentra allí solo porque su bestia también suele caminar por esas calles, no. Izaya estaba para algo aun mayor, algo que ponía la vida de todos en riesgo. Shizuo solo era una falla, una pieza de salida del tablero la cual tenía que eliminar imposible descubrir sus movimientos, pero eso Shizuo no lo sabía, no sabía que él podría cambiar todos los planos de Izaya ... pero él sabe usarlo? Shizuo sabría como cambiarlo todo, como arruinar los planos de Izaya con sus repentinas acciones ¿quién sabe?

 él no .

El cielo cada vez era más despejado, ninguna estrella, solo la brillante luna llena. Shizuo aún seguía vagando entre las calles del cuidadoso mirando la luna llena. Paro debajo de un árbol, cerca de un parque desolado. Los cigarrillos habían terminado pero el helado aire provocaba pequeñas nubes de su aliento.

Se estaba congelando pero no se pensaba moverse de allí. Hasta que escucho la dulce melodía seguida de una risa muy conocida, instantáneamente percibió el aroma del café caliente y, algún olor a caramelo, fragancias probadas del mismo lugar en donde escuchó antes la corta y nítida tonada. Se fue acercando, recibió, al olor pero se detuvo al recibir otro aroma, este no era nada apetitoso más bien le desagradaba ese aroma, el aroma de Izaya Orihara.

Se quedó paralítico, moviendo la cabeza a diferentes direcciones buscando al cabello oscuro. Estaba en un columpio terminando lo que, probablemente, era el café caliente que antes había percibido. Se escondió detrás de un árbol; lo suficientemente grande como para ocultar su cuerpo.

"¿Qué estoy haciendo?" Se consideró "PERO QUE ME IMPORTA LO QUÉ HACE", que se apuntándose pero sin moverse de su posición actual.

De pronto sonó el teléfono de Izaya, este miro a ambos lados. Shizuo rápidamente termino de meter todo su cuerpo al árbol rogando no haber sido visto, estaba con suerte. Tomo el teléfono del bolsillo de su chaleco y atendió.

-Qué tal? Pensé que te arrepentirías.

Espero un momento y volvió a hablar.

-Pues claro que estoy cerca. No rompería mi promesa.

Una sonrisa de dibujo en el rostro de Izaya.

-Recuerdas que yo te pregunte si querías morir conmigo ... muramos juntos.

-Jajajaja ... iré, iré solo déjame terminar unos asuntos, espérame en la terraza.

"¿Muramos juntos"

El gran informante quería morir, su mayor enemigo iba a suicidarse. No sabia que sentir, jamas había presenciado un sucio o conocido a alguien que estaba tan expuesto como para querer suicidarse, era un milagro y si lo es porque no lo parecía como tal.

 "¿Qué harás la pulga antes?"

Izaya se verá del columpio.Tira la caja de dulces y continua su andar saliendo del parque. Era hora de usar sus conocimientos de espía, de algo que tuvo que haber servido ademas de robar el embace de azúcar de la cocina cuando niño o veces que intento asustar a Kasuka, jamas se sorprendía ... eso no es muy bueno. 

Terminaron en un callejón sin salida. Izaya antes de adentrarse en las fotografías, imposible de ver en la distancia que se sentían. Continuo hasta parar junto a un hombre encapuchado. 

_Ya tienes todo? _Pregunto el hombre intentando ocultar su rostro. Izaya le entrega las imágenes quien horrorizado las oculta en su bolsillo trasero.

_Me sorprende como puedes hacer estas cosas, eres excelente_anuncio para luego entregarle una paca de billetes_. Ahora solo falta falta deshacerse de la descendiente.

_Descuida, ya lo tengo planeado_concluyo izaya saliendo del callejón. 

"Si la pulga se va a suicidar ¿para que necesita tanto dinero?"

Espero en la otra, no iba a cruzar ni obligado a ese callejón. Una vez el moreno había abandonado el oscuro agujero continuo si acoso. Término en una cafetería. Sentado al final de la misma donde la luz titilaba. En la mesa le acompaño una mujer cabello corto de labios rojo pasión, traía un vestido negro como prostituta. Izaya se sentó frente a ella y pidió dos tés helados.

_Empecemos Izaya-san, como puedes comprobar que mi esposo solo regresó por la herencia de mi abuelo y no por que en realidad me ama_pregunto.

Izaya esbozo una macabra sonrisa y de su bolsillo saco una de las fotos anteriores. Era ella, la mujer que se encontraba ahora ahora misma sentada estaba muerta en la imagen, su cuerpo dependía fielmente de una cuerda para mantenerse recta o caería al vació de la oscura habitación.

_Él mismo me pidió que te asesinara o que te obligará a un suicida. Para tu información no me dedico a ello pero me fue imposible negarme.

La mujer río nervioso, la mano que sostenía la foto que ella ahorcó le temblaba_¿Por qué no lo hiciste? Te caigo bien verdad, ¡que no me defraudarías yo soy tu mejor cliente! 

_Ya te lo he dicho: no me dédico al asesinato sin embargo le podría haber recomendado otros servicios que si lo harían, pero no lo hice porque me contrataste primero.

_Estas diciendo que si yo no hubiéramos dudado de mi esposo_se habían dejado en silencio_, fuera asesinado por ti?

_¡ESTAÑO! ¡ESTAÑO! Tinnnn! Respuesta incorrecta. No soy tan malo como para matar a una persona, pero tampoco soy tan bueno como para detener a alguien que quiere morir, tal vez te muestre lo horrible que es tu vida hasta que te suicidaras_explico de una forma juguetona como si nada de eso le causase dolor.

_C-Como conseguiste esta imagen? parece tan real pregunto ya conocía lo suficiente al informante como para caer en esas bromas, así es como se puede llamar.

_Tengo contactos, ahora creo que tienes que ir a demandarlo por pagarle a alguien para matarte.

La mujer se mantuvo en silencio ante el comentario del informante, le entregó un sobre de dinero y se fue. Justo entonces fue cuando llego el camarero con los dos té, Izaya perdió uno de ellos y comenzó a beber mientras contaba el dinero.

"¿Qué clase de vida lleva este sujeto?"

Nuevamente se reanuda la persecución cuando el menor vende de la cafetería y va hasta una zona poco transitada frente a ellos un más alto abandonado. Shizuo espero a que subiera por el ascensor y si recordaba bien tenía que ir al último piso de la terraza. Subió las escaleras de dos en dos.

SI la pulga al fin desapareciera de su vida ¿que seria de él? necesita que ir obligatoriamente al funeral o sino Shinra lo mataría, ¿podría resistirlo? haber presenciado la muerte de su rival y aun así asistir al funeral con cara de pena ... no, el sonreiría y todos lo que componen "Acabarón las riñas entre estos dos" dirán, sí, ya no habrán más peleas solo paz lo que siempre había deseado ...

¿En serio deseaba eso?

Escucho sonar el ascensor como siempre suena cada que llega a su destino habitual. Shizuo apresuró más el paso, no sabría decirlo pero tenía la necesidad de hacer algo.

Izaya abre la puerta de la terraza recibiendo con los brazos abiertos a una joven adolescente de 16 años. La chica volteo abriendo sus ojos azulados de par en par, el brillo de la luna le queda hermoso a su figura, lastima que sea menor de edad. Era una bella chica.

_Kanra, eres tu? _Pregunto emocionada.

_si, Sophia soy yo. Estas listas? _Pregunto mientras los dos se ponían muy pero muy cerca del final.

_Deseas morir igual que yo? _Pregunto la chica sosteniendo la mano del gran informante.

_No_contesto soltando la mano de la chica.

_A que te refieres? Los dos íbamos a morir juntos.

_En realidad no, solo lo dije para que te propusieras a hacer lo que tanto me repetías, pues ya estas aquí solo tienes que lanzarte. No tienes una razón, ya tienes todo claro.

_Si p-per ..._. La chica no pudo terminar al ver la puerta salir volando de la nada. Izaya miro sin ninguna idea de lo que sucedió fue entonces que de allí apareció un fatigado Shizuo con la respiración agitada.

_I-za-ya-kun ~ _grito mirando el contraído rostro del pelinegro.

¿Qué hace aquí el protozo de Shizu-cha?

_¿Quien es Izaya? él es Kanra_se interpuso la chica enfrentándose a la bestia.

_Él es Izaya_grito apartando a la chica de su camino a la pulga.

Izaya había olvidado que estaba muy cerca de la caída, a tal punto que al intentar huir, cae. Todo paso tan de prisa, los gritos de los que aun se mantenían arriba. La chica segura había empezado a llorar mientras le llamaba a gritos por su alias y de pronto deja de caer, miro hacia arriba estaba siendo sujetado por la bestia.

_Shizu-cha que haces aquí? _Pregunto de una forma dulce, no tengas su sonrisa ni ese tono burlón ya que aún se encuentra en estado de shock. Solo hablo.

En la mente de Shizuo había una explosión de sentimientos desde que vio a Izaya parado a unos pocos centímetros de caer a una muerte segura, y cuando cayó el corazón se le volcó. Luego de apartar a la niña corre a tomar la mano del pelinegro clavando los dedos de la mano sobrante en el pequeño muro. Vio detenidamente como el cuerpo de su rival tambaleaba de un lado a otro, intensificando agarre.

_Yo ... te estaba siguiendo desde que escuche accidentalmente la conversación que tuviste en el parque.

_Creías que lo que dije era real? y me seguiste para ver mi muerte y reír, eso es lo que tratas de decir.

_No, no se ni el porque te seguía. Sólo lo hice.

_Pues no me iba a suicidar, pero ya estas y tu mayor deseo es que yo muera ¡anda suéltame!

_No lo haré_se negó Shizuo_. Izaya creo que no quiero que mueras. Cuando escuché, sentí muy extraño y todos esos extraños sentimientos me tuvieron hasta aquí. Creo que no quiero que mueras yo ... yo ...

El propio Shizuo no sabia ¿por que hizo las cosas? Vaya persona la que decide si vive o muere.

_Izaya creo que me gustas_concluyo con un notorio sonrojo_, desde que escuche que te ibas un suicidio enviado por un segundo incompleto pero ahora creo que se lo siento.

_Shizu-cha me quiere dar su amor? _. Izaya no estaba en sus casillas en ese momento necesitado tiempo para pensarlo, la bestia de Ikebukuro, con quien siempre había peleado, quien siempre odio sin razón alguna, se le estaba declarando. Naturalmente le diría que no a menos que eso estaría en sus planos o le sirviera para algo sería un si pero no pensaba, su mente no trabajaba ¿el problema lo mismo por Shizuo?

_No ... no entiendo lo que me haces ..._ tomo un poco de aire y exhalo. Este sentimiento era real o solo se estaba confundiendo, no podía pensar en amar a la pulga de un día para otro era imposible. ¿Que estaba pensado? él enamorado de la pulga, quizás estaba empezando a confundir sus encuentros de sexo sin compromiso con algo más. 

¿Tan inocente era?

_Si._contestó el azabache sin rodeos. Tal vez ya piense en algún plan en el cual poder utilizar el amor de Shizuo.

_No comprendo_dijo ya que no le había preguntado nada. Termina de subir a Izaya esperando a que el chico se sacudiera. Busco a la chica, pensó que al ver al pelinegro esta le abrazaría pero no fue así, ella se había ido.

_Tu nunca entendiste porque eres una estúpida bestia.

_Entonces todo bien_pregunto extendiendo la mano para así concordar.

_Eres un idiota? mi sí significa que si acepto tus sentimientos y quiero corresponrte_explico con las mejillas enrojecidas.

_Te declaras de una manera espantosa.

_NO MEJOR COMO LO HAC ...! _. Shizuo detuvo a Izaya para darle un cálido beso en la mejilla como si fuera la primera vez.

_Ese si era un "si" sarcástico, verdad? _Pregunto el rubio con la idea de que conocía a esa tal pulga aunque era todo lo contrario.

_No estoy pensando con claridad_responde el informante, pero la verdad es que esa respuesta solo era su mejor forma de evitar el tema.

Ambos callaron incómodos. No sabían que pasaría después de esto. Ni si realmente Izaya consideró amor. Shizuo lo confirmaba, lo afirmaba como un niño pequeño. Aquel de ojos avellana cambio de ser su rival a su adicción.

 

Chapter Text

Hoy pusimos otro tratamiento aún más fuerte, espero que no te duela tanto. Sabes que es ilógico, tienes anemia, y aun así te sacan sangre del cuerpo. Según para examinar, no lo entiendo.

Me siento tan empalagoso, hablándote como un Hibiya esperando a su doncella

Me estoy aburriendo, entiendes? Las calles nunca estuvieron tan desoladas como estos días, al parecer nosotros somos los que le dan vida a todo Ikebukuro...pensándolo bien...tu eres el único que hace que la vida sea interesante, LITERAL! Creo que son tus planes de manipular personas comprobando las reacciones, es malo, pero Ikebukuro no seria Ikebukuro sin ti...siendo sincero, si imagine un mundo sin ti antes pero todas mis ilusiones terminaban como todos cargardome y diciendo que era el mejor conste a mi fuerza.

y me aceptarían como soy, yo si que lo deseaba, pedía la aceptación de los demás FUERA EL MIEDO QUIERAN A SHIZUO HEIWAJIMA

Sabes, creo que una persona como tu ya fuese sabido que sufre de esta maldita enfermedad que te deja en este estado, eres una estúpida pulga si lo hiciste para fastidiarme, ahora sólo falta que digas "El mundo no gira en torno a ti, shizu-cha" si, aveces me tomo las cosas muy personales pero es que no tiene sentido ¡Y NO CREO QUE SE TRATE DE MI RETRASO, EL QUÉ NO ENTIENDA TUS RAZONES PARA HACER ESTO! Se que, ya tuviste que haber sabido que tenias anemia pero, lo que no comprendo es ¿por qué dejaste que se expandiera? ¿por qué la persona que me impidió fumar por nuestra salud no se dio.

¡HASTA INCONSCIENTE SIGUES SIENDO UNA MOLESTA PULGA! 

Chapter Text

Era una mañana tranquila, un sábado. El informante se encontraba en sus computadoras intentando encontrar una presa, una persona a la cual controlar como su títere y él el titiritero. Una joven aspirante a actriz que ha sido rechazada desde que inicio en la franquicia; una victima perfecta para su aburrimiento, comenzó a escribirle. 3hrs desde que iniciaron la conversación y ya se estaba durmiendo; parecía que la joven tenia 0 actividad social obligandole a continuar el "bien y tu" con un "bien ¿que haces?".

QUE ABURRIDO

"Cuantos días han pasado desde que Shizuo se le confeso?" Se preguntaba el informante. Ya habían pasado cuatro días desde ese suceso. Ya habían tenido unas cuantas noches de lujuria antes, amaba lo salvaje y rudo que era su bestia pero jamas lo considero mucho más allá del placer; sin embargo ese beso que ni siquiera fue en los labios. 

Ya no peleaban, Izaya ni siquiera se había propuesto a visitar las zonas que menudeaba el rubio, después de lo ocurrido. Namie era la que hacía la mayoría de esas entregas.

¡Oye eso es injusto!

 Se levantó de un salto tomó su navaja; la guardo en el bolsillo y salio del departamento.

Una vez en las calles no vio movimiento alguno ni siquiera los pandilleros estaban de ganas para formar parte de sus juegos. Fue de azota a azotea, hasta llegar a la ruta que hoy le tocaba a la bestia UPS! pero que error. Inconscientemente había ido en busca del rubio, lo mejor era quedarse en lo alto si no quería ser olido. Por desgracia cuando la bestia pasaba noto como su cabeza no paraba de girar de un lado al otro, señal de haber percibido su aroma, maldita colonia de calidad ¿por qué eres tan efectiva? El pelinegro no esperaba que el rubio elevará la mirada así que se inclino un poco más para espiarlo pero ese día la suerte no estaba de su lado la odiada/amada bestia miro el cielo y entre esos departamentos de gran altura se encontró con la pulga.

Con ansias Izaya esperaba alguna mueca de fastidio, furia o una de sus reacciones comunes al verlo pero fue todo lo contrario, el rubio le regaló una leve sonrisa y siguió su camino.

Sonrojado y confundido Izaya decidió baja y se va nuevamente a su departamento pero recibió un mensaje de Shizuo, uno que al apenas leerlo hizo que se le erizaran los pelos de la nuca.

  1. Pulga, podrías ir a mi departamento a las 3pm, quiero darte algo.

Cerro la tapa del celular y fue a su departamento quería, por alguna razón, lucir bien para la hora de ver a su bestia. Al llegar. Se miro al espejo y, cuando iba a tomar el cepillo para peinarse re-calculo la situación anterior como si de mucha ciencia se tratase.

"POR QUE ME DEBERÍA ALISTAR PARA VER A SHIZU-CHA SI SIEMPRE ME VEO BIEN" 

Y así tiro el cepillo. Fue hasta la computadora, 9am faltaban seis horas para las 3pm, le daba tiempo de chatear un rato en los grupos hasta ir al departamento de Shizuo. Miro la conversación que había tenido con la actriz y HOLA! su chica respondió el "que haces".

  1. Nada y tu?

QUE ABURRIDO

El aburrimiento se apoderaba, haciendo que pequeñas preguntas se cruzarán entre sus pensamientos. Todo le empezó a parecer extraño ¿Shizuo creía que eran una pareja? ¿Por qué quería que fuese a su casa? Entonces se le cruzaron unas ideas bastante pervertidas, era algo común en su relación cuando luchaban a muerte terminaban devorándose en la cama. Era normal que se lo pidiera...¿lo era? Nunca antes lo había pedido simplemente reclamaba por su cuerpo hasta destrozarlo y le encantaba pero esta vez parecía diferente.

¿Por qué había aceptado ser pareja de Shizu-cha? 

Lastima

Estaba seguro que no planeaba hacer nada, aun, con los sentimientos del rubio no le eran de utilidad por ahora. Sabía que podía sentir algo más que odio, sin Shizuo su vida no tendría diversión, ya hubiera sido rey del mundo si no lo conociese pero eso era, pero ahí estaba lo predecible contra lo...impredecible? Le gustaba eso, le gustaba que fuera tan diferente a las masas grises que lo rodeaban.

Había llegado la hora de la verdad. Intento ir lo más inexpresivo del mundo pero ¡por favor! Se trataba de el gran Izaya quien siempre carga una expresión infantil y sádica no podía actuar diferente, estaba preparado para cualquier cosa y a cualquier cosa se refería a CUALQUIER COSA. Si Shizu-cha quería tener relaciones o que pasarán toda la noche platicando sin peleas ni nada, lo haría sin ningún doble sentido sólo seguiría sus impulso, sin planes ni estrategias sólo una tarde con su enemigo.

Al llegar tocó la puerta, la cual fue abierta unos segundos después. La bestia y la pulga se encontraron frete a frente. Ninguno de los dos era capaz de articular ninguna palabra. El ojis miel aprovechaba el embriagarse por la sensaciones que le daba ver aquellos rasgados ojos avellana.

La casa de la bestia no podía compararse a ninguno de los departamentos de Izaya ni siquiera el que menos le había costado. Quizás, si movía las botellas y acomodaba la ropa tirada podría estar un poco más presentable. El rubio se acercó, interrumpiendo su critica mental de hogares,  le entregó un paquete envuelto en un lazo rojo "Ha comprado un dulce" pensó reconociendo el diseño de fuera.

_Es un regalo de aniversario_señalo el ex-barman un tanto apenado.

_No es nuestro aniversario, sólo pasaron 4 días o estas celebrando tu ultimo día en abstinencia_contra atacó Izaya aguantando las ganas de explotar de risa por lo ridículo que era su bestia.

_Lo se_dijo sonrojado a mas no poder ignorando las ultimas palabras del menor_, pero como te encontrabas desaparecido estos días pensé que un regalo para ti seria escusa para que vinieras.

Izaya lo miro confundido, tenia la mente en blanco no le busco el significado sólo intento salir del encanto de aquella mirada. Jalo la cinta del regalo para así abrirlo y ver lo que dentro se encontraba. Era un pastel de fresa, lo sabia.

_Qué pasa? No te gusta?_pregunto. No sabia que cosas de gustaban a su pulga, apenas y descubrió lo que en realidad significaba ser informante.

_No soy fanático de los dulces.

Shizuo evito chocar sus miradas, hace 4 días le vio comer algo con olor a caramelo debía de haber sido caramelo, no? El ambiente era incómodo. El rubio no sabia como reaccionar a tal respuesta tan desmotivadora. Tomo el paquete que contenía el pastel entre sus manos, saco una de las fresas cubiertas de crema apreciando el agridulce sabor.

_Qué planeas bastardo_bufo Izaya al entender inmediatamente lo que Shizuo quería hacer.

_Hm?_cuestiono desubicado. La bestia no se había percatado de la forma tan provocativa en que sostenía la fruta_Tu qué crees?

_No sabia que Shizu-cha fuera tan meloso_ríe pero recordó lo que antes se había prometido, iba hacerlo todo sin cuestionarse. Así luego le podría pedir a la bestia que se matarse y el otro no tendría opción que hacerlo sería...un día como cualquier otro.

Entonces ya tenia un plan o la introducción del plan, fuese lo que fuera era un avance.

El informante, decidido, se acercó y junto sus labios con los del ex-barman, posó sus dientes en el lado libre de la fresa y, juntos, lo partieron a la mitad. Rápidamente Izaya se separo alzó la mirada para toparse con un sonrojado rubio, esto era lo que hacen las parejas?

Tomó al azabache de la cintura y emprendió su arrebato por los labios del menor intentando abrirse paso. Su sabor es dulce. La bestia se intentaba controlar, intentaba mantener su fuerza al margen para no causarle daño como en otras ocasiones lo hizo.

_Shizu-cha..._susurro de forma tierna el azabache.

Por instinto, Shizuo cerró los ojos esperando la navaja de Izaya. los cerró lo más fuerte posible, quedándose así por un buen rato pero no pasaba nada. Abrió los ojos atemorizado. Allí estaba su pulga abriendo la boca lo más que podía. Lo que le pareció al rubio lo más adorable mientras decia ¡Aaah!

_Pulga, no la tienes que abrir tanto si es solo para un beso_rió mirando esos ojos deslumbrando con la poca luz.

El informante cerró un poco la boca. La vista la tenia tapada por tanta lujuria. No se contuvo así que fue a besarle introduciendo la lengua. Estaba inquieto, era la primera vez que no pasaban directo a la penetración. Abrió los ojos intentando ver la expresión del mayor, pero él también parecía nervioso no es para nada excitante. Al tranquilizarse, volvió a concentrarse en su boca.

Shizuo intento acomodar su cuerpo elevándolo unos pocos centímetros del piso apegandolo aun más. El moreno entrelazo las piernas en la cadera del rubio y rodeo su cuello con sus cálidos brazos intensificando el beso. Los dos terminaron cayendo al suelo, más que por la poca fuerza de Shizuo en cargar el cuerpo de Izaya fue para estar aun mas cómodos. 

Se detuvieron por falta de aire. Sus respiraciones eran agitadas. Shizuo observó el cuerpo de su enemigo, desde la cabeza hasta terminar en el torso, lo había visto tantas veces y hasta ahora es que se daba cuenta de lo delgada que era la pulga.

_Esto es...diferente_recalco entre jadeos.

Izaya no respondió. Entre cerró los ojos y desvío la mirada. No sabia la respuesta, al final todo acabaría como las otras veces que lo hicieron.

Cambiaron de posición. Shizuo recostó a Izaya en el piso. Repartió besos por el cuello del menor siendo interrumpido por los pelitos de la chamarra que le hacían cosquillear. Dicha chamarra que una vez fue obstáculo ya no estaba.

_Shizu-cha! Para esto...Nihg!...es extraño_. El azabache pedía que se detuviera pero tales peticiones se volvieron jadeos. Su blanquecina piel se tornaba rojiza cada vez que le daba chupaba la piel.

_Pulga no puedo detenerme ahora quiero hacerte mio_suspiro Shizuo acariciando el vientre del de ojos avellana lo que le provocaba una sensación extraña pero no desconocida.

Ambos querían lo mismo, deseaban volverse uno, no hacía falta palabra alguna para saberlo una mirada les bastaba. Se separaron para quitarse la ropa. El ex-barman tiro los zapatos, el rubio mas desesperado que el azabache porque quería tener tiempo de ayudar a su pulga quitarse sus trajes. Al principio no entendió pero en seguida posó su pierna en el hombro del rubio. Fue subiendo su pantalón un poco hasta acabar con el descubierto muslo de su enemigo.

_Nhig...ah ah Shizu-cha..._gemía el pelinegro al sentir como los labios de su bestia rosaban una de las zonas más sensibles de su cuerpo. 

Shizuo alzo la mirada en busca del rostro de Izaya siendo interrumpido por la tienda que se formaba entre el bóxer del pelinegro. Termino bajando aquella prenda sobrante. Llevo sus manos hasta el erecto miembro del menor, no era la primera vez que lo tocaba y le alegro saber que tampoco seria la ultima. La pulga gime con cada caria que daba dejando salir una gota de pre-semen.

_Ahg...Nhg...déjalo_rogó es pelinegro, intentando contener su aliento.

  _No te contengas... se que lo disfrutas siempre lo supe

_Eres un bastardo Shizu-Nihg... cha

Del miembro bajo hasta sus pies, a sabiendas que podría recibir una fuerte patada por rozar aquella débil y cosquillosa zona de la planta del pie. Izaya si rió como lo había esperado pero fue de forma diferente con su toque de risa forzada.

_Qué te pasa?

_Shizu-cha esta bajo mis pies_susurro Izaya burlonamente.

_Pronto tu serás quien esté abajo de mí_dijo comparando el mismo tono de voz de su pulga. Izaya no dio respuesta pero su sonrojo decía más que mil palabras.

Subio nuevamente hasta su pecho quitandole la camisa manga larga del cuerpo, dejando expuesto el pecho y estomago. Esos rosados pezones que tiene resaltaban por el claro tono de su piel le controlaba la mente, quería lamer esos botones.

_No se como lo haces pero con tu cuerpo podría controlar a muchos mas que con tus palabras_susurro pensando que Izaya no lo habia escuchado.

_Bestia_respondió chasqueando la lengua evitando la mirada del mayor.

Al fin logro su cometido, tomo los rosados botones entre sus dientes dando mordiscos.

_Shi-Shizuo...Nigh ah!... uff_ 

_Maldito Izaya_fue lo único que dijo deteniéndose para mirar a a quien lo llamo por su nombre.

_Voy a ayudar a desvestirte_dijo el azabache tomando esta oportunidad para empujar el pecho del mayor posicionándose en su regazo. 

_I-Izaya...estás bien con esto?_pregunto refiriéndose a la propuesta de ser una pareja oficial, estaba cansado del sexo quería algo mas sentimental.

_No lo se_. Parecían ser las primeras palabras sinceras de el azabache desde un largo tiempo en silencio burlesco.

Ya no había camisa que contuviera a Izaya de tocar a su bestia. Nunca lo hubo, nunca había una camisa que contuviera sus sentimientos solo era él. Shizuo sitio como el azabache se había detenido. Inclino un poco la espalda y alzo la cabeza para ver que sucedía, en eso, escucha sollozos. Ve la cara de Izaya, esta era sombría y los mechones del frente ocultaban su mirada.

_Izaya?_. Llevo una mano al rostro del pelinegro, acarició su mejilla secando con uno de sus dedos las lágrimas rebeldes que corrían_ ¿por que lloras?

_No se..._contestó repitiendo sus anteriores palabras_, me odio por no tener la fuerza para decir que te amo Shizu-cha.

_Pero si ya lo dijiste_tras aquellas palabras Izaya no pudo contener mas las lagrimas dejándose expuesto ante el ex-barman. El rubio se acomodo un poco y lo beso, al principio fue un dulce roce que se intensificaba.

_Quiero que todas esas reacciones tuyas sean solamente mías, no quiero que seas así de sincero con nadie mas_pidió dejando que un leve pero perceptible gruñido se escapase de sus labios.

_Hahha...Shizu-cha teme perderme_susurro el azabache con su típica sonrisa_. Yo nunca he estado con alguien más que no seas tu.

El nombrado se quedo perplejo pero reaccionó instantáneamente al ver como su pulga se acercó a su cuello. Sintió como sus colmillos le penetraban la piel y luego el carmesí liquido viajaba hasta su pecho. Ambos se regalaron una sonrisa picara. Shizuo tomó del brazo al informante para así levantarlo del frió suelo llevandolo directo a lo que supuso era la habitación del rubio.

_Izaya...Nhig...no aguanto_aviso Shizuo apuntando su dura entrepierna.

Ambos cayeron en la cama, uno con mas ansias que el otro. Izaya desde un inicio ya sabia lo que debía hacer. Se posiciono frente a Shizuo dejando su entrada expuesta. Shizuo acepto la invitación lubricando con saliva sus dedos de la mano para así introducir uno de ellos dejando que se deslizara por el estrecho agujero, fue muy fácil y para nada placentero para el menor, era incomodo si que lo era. No fue, sino, hasta el segundo dedo se abrió paso, y los gemidos no sobraron.

_Ahg...Shizu-cha no pares..._pidió el menor después de haberse acostumbrado a esa extraña sensación inicial, podían haberlo hecho cientos de veces pero jamas se acostumbraría a la sensación de ser usurpador en su propio cuerpo.

saco ambos dedos intercambiándolos por su miembro en una fuerte y dolorosa, pero no menos excitante, estocada.

_Aaaah! Nhig..._. Fue lo único que salio de los labios del menor, por un momento se había olvidado de lo rudo que era la bestia, solo por un momento.

_Ya entró completo_aviso, acariciando la azabache cabellera del informante esperando a que este le diese una señal para continuar con su cometido.

_Pu-Puedes moverte Shizu-cha

_Cómo ordenes_. dio un pequeño golpe en la suave y calidad cavidad recordando lo que lo enloquecía, el porque Izaya lo tenia en la palma de su mano. Necesitaba meterlo mas aun mas profundo lo quería todo, pero debía de calmarse, debía ser diferente a la rutina.

_Shizuo, no te contengas...Destrozame

Y así sellaron la petición con un beso que impedía que los jadeos de ambos enemigos se oyesen. Cada una de las estocadas era más feroz que la anterior, Shizuo había dejado salir a la verdadera bestia una bestia que pedía a gruñidos y mordiscos por el cuerpo de su presa.

Era una sensación por mucho placentera y candente, podrían llamarlo masoquista por desear la sangre pero aquel acto era lo necesario para sacar lo mejor y peor de si hasta llegar al limite. Cada que Shizuo golpeaba su punto dulce, contraía sus músculos internos con la necesidad de sentirlo mas y mas cerca, mas y mas fuerte, mas y mas bestial. 

_Me-ME CORRO_gritaron ambos al unisono como si estuvieran programados a hacerlo. Shizuo dio unas ultimas estocadas y se corrió en el interior del pelinegro

El cuarto era un asco, se podía oler el aroma nauseabundo del sexo. Ni siquiera se habían levantado a bañarse sino que, de una vez, cayeron rendidos en los brazos de Morfeo. Izaya miro a su bestia, casualmente siempre era el primero en levantarse y el primero en irse, esta vez no seria así. Miro su tranquilo e inexpresivo rostro que ocasionalmente fruncía seguido de un movimiento en sus piernas y brazos. Volvió a recostarse en la cama dándole la espalda al mayor intentando hacerse el dormido para cuando la bestia despierte. Se levanta.

ABURRIDO

 

Chapter Text

Hoy vinieron Delic e Hibiya a visitarte. No se como es que se entraron de tu estado, solo ha pasado un día. Shinra dice que probablemente sea por ese vinculo invisible que los une o que tienen twitter y vieron el vídeo de nosotros.

Antes de irse me entrego una hoja con la letra de una canción que escribió, aunque no sea tan bueno como Psyche se le reconoce el esfuerzo.

No puedo comprender tu falta de empatia hacia ellos, se que no fueron hechos con tu permiso pero no es su culpa ellos no pidieron ser creados 100%ProVida:3  si te tomases el tiempo de conocerlos, notarías que son muy agradables. La mayoría de ellos cantan karaoke aunque solamente he escuchado cantar a Psyche, delic e Hibiya.

Hablando de música, recuerdas la vez que intentamos cantar? Creo que la canción era Matryoshka, le pedí a Shinra que no lo publicara que era muy vergonzoso pero como ves no escucho. Cada que la escucho acabo hundido en su letra imaginando que esas palabras no son de una mera letra de una canción programada sino que son directamente de tu corazón.

¡Cierto! La canción de Hibiya (sólo escribiré lo que me gusta de ella)...es algo asi:

        Cada día es maravilloso 
  Abandonas todas tus fuerzas y 
      aun estas vivo
  Y ya que tu te olvidarás de mí
Tan pronto llegue el momento
    en que despiertes,
       Iré a verte.

Es la parte que más me gusta de la canción, ademas de que he notado una leve reacción de tu parte cada que toca esa estrofa.

Mañana iré a tu departamento a buscarte ropa y avisarle a tu secretaria que tendrá unos días libres. Espero no tener que recorrer cada residencia de tu posesión.

Chapter Text

Actualidad:

Era una calurosa mañana de domingo, un buen día para pasarla con los amigos en la playa o en la cama frente al ventilador sin nada más que hacer; en este caso es la segunda opción ya que el informante de Shinjukun se vio en cama como los anteriores cuatro días después de haber perdido inconscientemente, una diferencia de este, otros afectados que pasarán en el trabajo. Por suerte su rubio acompañante también a aprovechado el incidente para pedir este día como libre. Seria romántico si dijera qué hizo para pasar toda la mañana y tarde recostado pero era un hombre ocupado, tuvieron que ir a buscar las prendas de cierto "vegetal" y avisarle a la secretaría de sus vacaciones temporales.

Iba a levantarse, tenia que hacerlo, pero a que costo ... Izaya podría esperar uno o dos días más con los mismos trapos no es como si pudiera quejarse, y la asistente; Él mismo le informaría a Izaya, una vez despertara, de las horas extras que trabajo la mujer. Si, hoy iba a relajarse. Por desgracia, nunca queda nada más que el envidioso que desea con ansias corromper la calma.

_Shizuo! _Chillo el médico ilegal con su respectivo uniforme de su profesión, " es que este hombre no descansa" _. Se que es tu día libre y todo pero ... si yo tengo que ir a trabajar tu igual tienes que hacer algo_reprocho haciendo puchero.

Desvía bruscamente la mirada haciendo que cierto castaño se enfadara con este. "Si no puedo quedarme en la cama abrazado mi Celty el tampoco lo hará ", Shinra fue cuando grabó un éxito pasado, tan fugaz y tan bien acertado que no pudo fallar, simplemente sabía que funcionaría al primer intento, ya lo había tenido antes y los resultados siempre eran efectivos.

_Tendré que irme a trabajar mientras tu te quedas hay holgazaneando_se rindió atrayendo la sospechosa mirada de la bestia a su persona_pero antes, tuvo mucho, mucho, MUCHO, MUCHOOO calor y se me antoja comer algo frío pero dulce. Ya! Creo que hay un pudin en el refrigerador. Iré a tomarlo_concluyo para luego escapar de la habitación.

Al comienzo Shizuo se repetía  "solo es un pudin, puedo comprar otro"  pero entonces esos pensamientos cambiaron a  "pero si es el que tiene mi nombre, no creo que lo agarre, además definitivamente si tiene mi nombre sabrá que es mi, PERO ESTOY HABLANDO DE SHINRA! "  Enfadado salto de la cama. No le tomo mucho tiempo el ponerse los pantalones y zapatos. Corre como alma que lleva al diablo hasta terminar en la puerta de la nevera, la abre. 

No hay pudin. . .

Miró por la ventana en busca del médico ilegal. Lo vio estaba montado en la motocicleta de Celty aferrándose al cuerpo de la motociclista, si arreglaba lo perdería. NO PODÍA PERMITIRLO. Tomo aire. Y grito: _SHIN-RAAAAAA !!

Todos los transeúntes voltearon en busca de la bestia, todos sabían que ese grito ensordecedor no era un grito cualquiera era un grito de odio un grito específicamente dedicado a uno de los rivales más desafiantes de la bestia pero no hoy. Claro que no perdió nada en su búsqueda, pero quien sabría que esta caería de los cielos midiendo su fuerza para no crear el nuevo gran cañón en su caída. Se quedarán, todos los que iban apenas cruzando quedarán paralíticos del miedo de poder haber sido aplastados. Fue a donde Shira y Celty tomándolo de la camisa elevándolo de suelo.

_ESE PUDIN ERA MIO ?! _ Reprocho Shizuo de forma infantil, causando una tremenda gracia al castaño quien con un ademan le pido a la dullahan devolverle el pudin.

_M-Mira el lado bueno. Te levantaste, ya tienes un desayuno de pudin yy estas en la calle.

Soltó al castaño. Le arrebato de las manos el pudin a Celty y se dio media media vuelta para entrar otra vez al departamento dejando a la pareja decepcionada por la aptitud del ex barman.

_ 《Shizuo. No te puedes quedar todo el día en cama. Izaya necesita ropa limpia y se que solo quieres estar con él pero no puedes estar así todo el tiempo te _tecleo Celty mostrando el móvil a cierto depresivo rubio. Giro los ojos con fatiga y acepto.

_Ay Celty siempre sabes que decir en los momentos de crisis_chillo el castaño emocionado intentando abrazar a su amada pero esta lo detiene con una de sus sombras_. Shizuo ya tengo que irme, no hagas más berrinches.

Y así se perdieron seguidos de una patrulla. Le echo una mirada al edificio para luego irse con el pudin en mano, pero al detallarlo noto que no tenia su nombre grabado sino el de cierta pulga que un día quiso pasarse de listo al final aquel pudin término siendo olvidado en el refrigerador hasta ahora. El recuerdo de ese feliz día le devolvió la alegría a la bestia.

Llegar al departamento mas cercano, en el ultimo piso. Saca el aro con las diferentes llaves. Esperaba tener suerte en ver a la secretaria o un poco de ropa. Abrió con la llave pintada de azul cielo. Inmediatamente retrocedió entre sus pasos al chocar con una mujer de cabello largo que sostenía un cuchillo de mantequilla frente a él. Es la asistente, la había visto antes en las reuniones de Shinra pero nunca había tenido tiempo de hablarle.

_Etto ... Izaya no se encuentra en casa Shizuo Heiwajima, si es que vienes por él_informo cambiando su posición por una mas relajada.

_Yo quería ...

_Ademas, que hace en enemigo de Orihara buscándolo en su propio departamento sin haber roto antes de la puerta_Se pregunto, Shizuo jamas se detendría por una puerta y más si es la de su mayor enemigo. Ella dudaba, ya tomó cinco días sin verlo, no vino ninguna de la gente de Shiki para informarle de su desaparición supuso que después de un mes podría considerarlo muerto. Hasta que él vino _ ¿Qué haces con sus llaves?

_... Izaya ...

_Sabes que? Mejor no me digas nada, no quiero saber que se traen ustedes dos_dijo evadiendo su propia pregunta.

_Vine para avisarte que la pulga te ha dado unas vacaciones porque se encuentra enfermo, él no tiene nada de si serian pagas o no.

_Y por qué te ha mandado a ti entre tantos_murmuro aunque la bestia no fue capaz de oírla_, olvídalo ... tendré más tiempo para ver a Seiji ~ _jadeo con su rostro con ambas manos para luego marcharse.

Esa chica si que necesitaba unas vacaciones lejos del informante, ya estaba empezando a afectarle.

No era la primera vez que visitaba uno el apartamento de su pareja. Todos y cada uno de ellos tienen su punto de vista común en esos ventanales que muestran todas las calles de la zona. Se acercó a uno de los sofás vinotinto frente a los estantes de libros, era casi una obligación tenerlo si el dueño del espacio era Izaya. Grabe sus noches en esta misma casa. Arriba Las habitaciones estaban en el piso de arriba.

Abrió la primera habitación, estaba igual a la última vez que fue, Namie probablemente se había encargado de mantenerla en orden para su regreso. Fue hasta el armario, hay tres conjuntos de camisa y pantalón; los típicos de todos los días. Mira una de las entregas del mismo, hay seis interiores, puma y unas tobilleras negras. Toma todo lo encontrado y lo echaba a la cama, ahora encontré qué ver donde lo guardaba.

Se echa en la gigantesca cama matrimonial, no se había dado cuenta de que el departamento de Izaya contaba con aire acondicionado, era refrescante. ¿Dónde puedes conseguir un bolso? Una maleta o un saco, preferiría evitar maletas o sacos no querría encontrarse con un cuerpo y ser inculpado de asesinato. Jamas había visto a Izaya cargar un bolso ...

¡¡SAPITO !!

Grabando dando un salto desde la cama al piso. Las hermanas de Izaya vinieron la otra vez a quedarse a dormir por uno de los filmes de Kasuka que seria grabado cerca de la zona, lejos del lugar que alquilaban. Ellas tuvo una mochila en forma de sapo la cual olvidaron, si Izaya en tdo este año no tuvo contacto con el mundo el debería de seguir donde se quedo en la habitación conjunta.

Antes de abrir la puerta, fue detenido por una melodía que resultó de dentro ¿un celular? ¿radio? Termino de abrir la puerta y no pudo creer lo mucho que había cambiado ese cuarto. La cama era inexistente y no estaba, el piso tenia montones de cables variando entre negros y rojos, en el centro tres pantallas de computadoras encendidas cada una con una imagen distinta y controlados al frente un teclado. Aquí no era donde durmieron las gemelas.

 ¿Y sapito?

Sus pasos eran cuidadosos, no sabían qué propósito tenían todos esos cables pero tampoco podían dar el lujo de destruirlos. Llego hasta una de las zonas libres, al frente a las pantallas. La primera que consideró echarle una ojeada fue la izquierda, lo primero que le atrajo de ella fue una charla de hace un año con la pulga.

  1. Pagarás lo que le hiciste a nuestro jefe, ya verás cuando te veamos en la calle desea no haber nacido.
  2. ¡Jaja! Creen que me pueda conseguir. Tengo mis formas de pasar desapercibido, ropa nueva actitud diferente son tan brutos que ni tengo que esforzarme.
  3. Espero que ya sepas que ropa vas a ponerte cuando te hagan el velorio.

No era un secreto para todos los enemigos que tenia Izaya, el mismo formo parte de la lista. Fue hace un año, él no salía a las calles por todo ese tiempo, su pulga tenia miedo y no lo sabia. Entonces su ausencia no se perdió a los altereg sino por su disputa con quien sea que fuera PinkeiPie409.

Otra vez inicio la melodía de hace un rato, esta vez estaba cerca de ella, muy cerca. Volteo hacia la pantalla central, no tenia nada que le llamase atención o eso fue lo que pensó la primera vez que la vio, pero estaba equivocado. Una burbuja sonó era uno de eso avatar de los chats estaba personalizado con una inmensa sonrisa y auriculares. La presión, casi por instinto, suponiendo que seria otra de las amenazas a muerte pero no lo fue ...

《Archivo descargado》

.

《Archivo enviado》

De la pantalla ha salido una luz cegadara seguido de un pitido ensordecedor obligado a abandonar la habitación, fue una sensación dolorosa para sus ojos y oídos, no pudo aguantar ni por dos segundos más.

Desde fuera de la habitación se puede escuchar el desgarrador de sonido de la alarma, tenia que irse inmediatamente si no quería terminar sordo. Tomo toda la ropa en su mano y abandonar el apartamento, otro día se encargaría de buscar un sapito. No era normal, sabia que no era un experto en la computación pero eso que había ocurrido no es algo que podría llamar normal. Una alarma de protección de información, tal vez. No era imposible pero si necesitaba una alarma por invasión había sido sonado mucho antes de haber enviado el archivo.

Izaya debería volver, debe volver para explicarlo todo.

 

 

Chapter Text

No lo sabrás pero ayer UFS! si que hizo calor. Tuviste suerte de quedarte recostado sin hacer nada, fue tu día de suerte. Aunque si lo fueras pasado en alguno de tus departamentos estaría más que bien. No puedo creer que le estés dando una oportunidad al pobre ventilador, como se nota que no estas consciente.

Hey!

Si fui a tu departamento. Me encontré a tu secretaria, creo que estaba en la cocina... no sabría decirlo pero lo supuse al ser apuntado por un cuchillo común, la gente que contratas...

NO ESTOY CELOSO

TE JUNTAS CON PERSONAS IGUALES A TI

ES TODO

Y...también leí una de tus conversaciones que tenias abierta en la computadora, lo digo de una porque en persona se que terminare golpeándote el rostro. Ahora si, se que eres un informante y que constantemente recibes este tipo de amenazas pero no crees que decir "Ropa nueva actitud distinta"es un poco MUY detallista para alguien que quiere huir de sus matones.

Todo eso de no salir por un año, ¿es por ellos?

No lo entiendo

Y envié un archivo. Un virus? Solo toque una burbuja de chat y esta cosa se descargo y sonó una alarma, no entendí nada. Debes revisarlo, y usa auriculares antes de entrar. Tengo un mal presentimiento cuando pienso en ello.

¿Recuerdas a sapito? Claro que lo debes recordar. Ayer lo busque en la que fue la habitación de las gemelas ¿que le hiciste a ese cuarto? no es ni la sombra de lo que debería ser. Cosas de informática, fue lo que pensé pero para que necesitas tantas pantallas; me conformo con tener intacta la de mi celular.

Te hablaba de sapito, no me dijiste que se los devolviste ¿que como lo se? esa chica con lentes que aveces va de visita a donde Shinra las menciono una vez, al parecer estudian en nuestro antiguo instituto. Les conté de tu estado actual y mis sospechas por tu desaparición de un año pero me respondieron con que hace unos meses que no te veían desde que les devolviste a sapito.  Antes de que iniciaran las clases me insinuaron que te visitarían cuando recordaran que tienen hermano.

Según Celty ellas si vendrán. No hay de otra, tendrás que esperar su carta para saber si vinieron o no.

Chapter Text

Hemos sido un día agotador para ambos alternos. Lo único que querían era tirarse en la cama y quedarse así por lo que les resta de vida. No intentaron, no, no querían levantarse ni moverse. ¿Una noche de pasión? no, prefiero estar a tu lado admirando las estrellas hasta que el sol vuelva.

¿Qué había hecho toda la mañana como para estar tan agotados?

Tsugaru acompañó a Tsuki con su compra diaria de dulces específicos los colores rojos, poca cosa. Era imposible salir con el de bufanda, no podía perder la vista porque se metía en aprietos, siendo el último de ellos casi era predecible que su personalidad se centrara en la torpeza y distracción añadiendo un toque tierno por su temor y amabilidad.

Por otro lado Psyche andaba cobrando venganza a aquellos descarados que le vendieron "dulces" a Tsuki la última vez que se distrajo del camino habitual a la calle de los dulces. Cubrió sus oídos con los auriculares, la melodía que de ellos provenía era suave como una nana para dormir. Cuanto desearían esos hombres haberla escuchado. De sus tímpanos corría sangre hirviendo, un alivio para ellos fue perder la habilidad de oír. Extasiados suspiraron al unisono pero nuevamente la oyeron, no era de fuera, el chico de rosa no estaba cantando.

¿De donde venia la horrible melodía?

Era de sus cabezas, la melodía había dejado grabada en sus recuerdos, tortura total. Una y otra vez se repetía cual disco rayado.

¿Cómo deshacerse de la horrible melodía?

Uno de ellos, el mas corpulento, saca de su chaqueta una pistola. Todos lo miran ¿Que harán? ha encontrado la solución para la tortura inducida.

¡¡BANG!!

Fue una mañana poco común para ambos chicos pero, algo era seguro, siempre volverían juntos a una casa antes del anochecer. No había palabra alguna simplemente compartían el ligero roce de sus manos unidas; y eso les bastaba. Le habían rogado a Tsuki para que no saliese de su casa mañana, necesitaban un día libre sin ser niñeras de nadie, podrían salir pero solo si iba acompañado de Roppi sino NO.

Llevo ambos brazos hasta el cielo recibiendo con los brazos abiertos el nuevo día, de buen humor. Lo sabia, algo le dijo que hoy seria un día esplendido para ambos y no lo iba a cuestionar. Iba a volver a acostarse, Tsugaru aun seguía durmiendo lo que significaba que no había comida hecha.

Ahora tenia hambre

Miro nuevamente al rubio, tan lindo. Su rubia cabellera caía como cascada ocultando parte de su ojo, hablando de sus ojos; son tan bellos mejores si están abiertos, ese celeste lo hacia perderse en un mar sin olas, encima de una lancha a medio terminar. Cada que caía en ella se hundía lento y calmado, profundo, profundo hasta ahogarse. Jamas seria tan malo para perturbar su calma, que bien que lo hizo el mismo.

_Buenos días Psique. ¿Quieres comer? _Pregunto soñoliento acabando con el encanto, Psyche asiente ansioso; los desayunos de su Tsugaru era de los mejores_haré cereal con malvavisco_. Aunque aveces sea un poco vago.

_¡Si! y unas merengadas de fresa, por favor_pidió abrazando al mayor. Tsugaru convencido le da un beso de confirmación, tal vez lo estaba mimando, solo un poco.

Se levanta de su cama, o eso es lo que piensa hacer una vez, deje de perderse en un punto inexistente. Termino su cometido despegando su trasero del acogedor colchón. Psique, que era mucho más animoso, va hasta las ventanas para abrir las cortinas de par en par. Como amaba su jardín tradicional; con ese gran cerezo junto a la entrada y el riachuelo a una esquina cerca de los brotes de bambú, es perfecto.

_Quieres que preparar una canasta para el almuerzo y finjamos que estamos en el jardín haciendo un picnic_sugirió Tsugaru al ver como el pequeño Psique miraba desde la ventana al jardín. Lastima que estaba lloviendo.

_Seria un gesto muy adorable Tsu, pero no_contestó tomando sus auriculares y laptop de la cómoda.

Alejo su mirada del jardín y la vuelta a Psique.

_Otra vez? _Es lo único que dice a sabiendas que el menor entiende su disgusto a que se encerrase con la música. No es que tendría mala, no era mala para Psique ni Delic, ellos dependen de esas melodías para sobrevivir a la diferencia de las demás personas propensas a experimentar sensaciones alucinógenas con riesgo a un derrame cerebral. El problema se presentaba cuando empezaba a descargar programas más allá de los previamente indicados por Shinra, era cuando el peligro de descargar un virus maligno acechaba.

_No te preocupes Tsugaru, no tengo espacio en la memoria; no podría descargar música ni aunque quisiera_informo Psique sin cuidado, ya había experimentado lo que era recibir un virus; y podíamos intentar que no era la gran cosa como Tsugaru lo hacia parecer.

_Es un alivio ...

_Si ... y mañana iré a la tienda para comprar otra, no puedo vivir de las mismas notas Tsu_comento el menor sin apartar la mirada del rubio, si estaba preocupado por nada_ Descuidaaa! Mientras la fuente principal este bien no me pasara algo peor que un leve malestar.

Y así fue como salio de la habitación compartida abriendo una especie de portal, apenas y se podría distinguir una luz blanquecina emanando de el y mas nada, exactamente lo que era un espacio en blanco sin paredes ni ataduras.

Tsugaru no estaba conforme con la respuesta, requeriría estarlo a la fuerza, podría dejarlo pasar como siempre lo hacia y clamar. Si solo solo no lloviera tomaría un respiro bajo el cerezo, si solo solo no lloviera.

Presiona sus auriculares dejando que la música pintada la habitación con sus melodías, cada una era distinta a la anterior y no por eso perdía su hermosura propia. Amaba aquel lienzo en blanco que era su habitación de descanso, amaba como podría plasmar todo y nada en él debido a la melodías psicodélicas de las cuales se embriagaba día tras día. Los minutos se volvían horas, con cada nueva melodía un nuevo mundo se abría, nuevos colores, nuevas sensaciones. Él no se identifica como una persona aislada, amaba todos los amigos que hay por conocer, amaba a sus "hermanos", amaba todo lo bueno y lo malo del mundo y amaba el amor.

Que triste amar a un mundo que no puede ser amado por ti ...

Su canción  JAMAS  podría ser oída

Su melodía  JAMAS  necesita recitarse

Sus ojos se cierran, y la sangre corre, corre, corre ...

Su canción  JAMAS  podría ser oída

Su melodía  JAMAS  necesita recitarse

Quería transmitir su amor, calmar a las fieras del corazón, con sus palabras que expresaban amor. desgraciadamente siempre era igual.

Su canción  JAMAS  podría ser oída

Su melodía  JAMAS  necesita recitarse

¿Cuantos murieron por él? Cientos? Miles? ... Un reino?

(¿Desea descargar?)

Documento y setti_ *

(X) 7

_Hm? ... ¿Que es esto? ... no hay remitente, tampoco puedo encontrarlo registrado en los archivos_Clickeo varias veces pero el resultado era el mismo_Sera una actualización, la página de Shinra se registró una canción nueva?

Acepto sin cuestionarse de más la procedencia del archivo aún sabiendo que no tenia mucho espacio que borrar algunas canciones que ya se sabia. Mientras borraba esperaba pacientemente a que esta se terminase de descargar pero era absolutamente pesado, ya han sido 30 de sus canciones borradas y apenas alcanzo un 2% de completa para llegar al 100%.

¡PAF!

_Oi! _Se queja Psyche al ser interrumpido por su pareja quien tiro de la pantalla de la laptop sin delicadeza acabando por cerrarla.

_El desayuno esta listo Psique. Vamos a comer_ordeno sin esperar respuesta a cambio al chico de rosa a rastras por el brazo.

Una vez en el comedor, luego de bendecir el alimento como Shinra les enseño, iniciaron una esquina. Psique se callado todo el desayuno preocupando a Tsugaru, no podría evitar que le enojaba que le interrumpiera cuando estaba en su espacio personal como hace unos minutos.

"Sera que el archivo se descargara correctamente? No, faltaba borrar mas canciones" miró con enojo al rubio frente a él. "Sino fueron por ti y tu pobre desayuno ... no, sino fueron por tus torpes" hermanos "ayer me compró la memoria y no que borrar mis canciones".

_Psy ... ANILLO ANILLO

Ambos se miraron, Tsugaru había sido interrumpido; el pelinegro lo noto pero no insistió en que acabase, conocía tanto al alcalde como para saber que una vez es interrumpido no podría el intento de retomar la palabra. Psique se levanto de la silla dejando los platos sucios al rubio mientras que él iría a atender la llamada.

Hola, quien habla?

Me indigna que después de tantos momentos juntos aun no me tengas agendado

Hola HIBIYA, ¿ocurre algo?

¿Que no te enteraste?

¿De qué? ¿or what?

Iremos entre un rato a visitar a Izaya en casa de Shinra ...

Izaya ?! ¿Desde cuándo ustedes se volvieron los mejores amigos?

En serio no sabes que sucedió ?!

Cada palabra que salia de aquel dispositivo le era tan increíble ¿Izaya en coma a riesgo de muerte? Ahí, en ese preciso momento, es cuando cae en cuenta de la vida que depende de la persona más. Hablaba de sentimientos y de odio, de impedimentos y posibilidades pero se había olvidado de su verdadera existencia, no era un humano ni algo como Celty, él es un experimento que tenía que ser aislado de la presencia humana. Aquello que llamaba vida no lo era, su casa no es un hogar, su novio ... no lo elegió, sus recuerdos nunca sucedieron.

No.

si pasaron ...

Él se gano el temor y odio de Hibiya y Delic ...

Él se enamoro de Tsugaru ...

¿Por qué tenia esos pensamientos?

Esos pensamientos no son de él, nunca cambiaron esos sentimientos ¿Qué eran? ¿Si son suyos? NO, Psique es feliz, Psique es sensaciones. Vuelve a la linea.

Sabes que? Lo comprendo mejor si es en persona, iré para allá en unos minutos.

Dijo esto último para luego dejar una Psique con el teléfono entre manos sin ninguna idea de lo que estaba pasando detrás de la línea, tan solo siendo atendido por el último pitido de la llamada al ser colgada. 

_Quien era? _Pregunto Tsugaru asomando parte de su cuerpo por la puerta.

_Hibiya. Dijo que vendría para contarnos algo extremadamente importante.

_Te creo, de otra forma no vendría para acá con esta lluvia_aclaro grabado la primera y, supuso, última vez que el principio los visito.

_Creo que su aberración no se debe deberes a que vivamos en un tierrero, probablemente sea mi culpa por aquel accidente la primera vez que nos conocimos ... ¡Nhg! _Gimió en plena oración. Mira donde se produjo la incomodidad anterior: un palo de escoba.

_Lo siento, no fue mi intensión tirártelo en la cara_señalo Tsugaru volviendo a tomar el utensilio de limpieza_Vamos.

El timbre sonó. Psique es el primero en llegar a la puerta y abrirla seguido por Tsugaru. Al abrir se encontró con Hibiya luciendo un impermeable amarillo pollito, unas botas para el lodo; era un atuendo poco casual para el príncipe pero es comprensible por lo exagerado que solía ser. Fue un alivio saber que Delic también le acompañaba con un toque más pasable, un paraguas.

_Psyche_saludo Hibiya dando una leve reverencia antes de entrar.

_Díganme hicieron el almuerzo o otra vez esperaron por nosotros_Dijo Delic de forma burlona antes de entrar.

_¡SI! ¡Tsugaru se inspiro hoy, hizo unos ositos de arroz muy MUY tiernos y la salchicha la cortada de forma que queda un púlpito y el ju ... !!

_Shhh ... Ya me esta dando hambre_Susurra quitando su dedo de los labios del menor y, aunque la escena tuvo un tanto coqueta, Psique más que ruborizado estaba furioso por haber sido interrumpido.

Tsugaru, luego de recibir a los invitados, va a la cocina en busca de los platos para el almuerzo. Los cuatro se sentaron la mesa, cada uno a la par de su respectiva pareja.

_Esta vez si que te luciste Tsugaru, podríamos venir más_alago el rubio junto al principio, tomar los cubiertos para atacar a su linda comida, sin embargo es interrumpido por la azabache cayendo en cuenta de la seriedad del asunto como para estar comiendo un gusto.

_Crees que este es un buen momento para eso.

_Oi Hibiya, Delic ya sabe de lo que vamos a hablar no queremos aburrirlo con lo mismo_comento Tsugaru un poco avergonzado_Delic puedes ir a una esquina en nuestra habitación hasta que terminemos.

_Perfecto, almuerzo en cama y con televisión. Me voy a quedar a vivir con ustedes chicos_concluyo tomando su plato y retirándose de la habitación. 

Desde ahí, los tres presentes, oímos los bruscos pasos del chico, la puerta siendo lazada y como la cerámica caía al piso. Tsugaru sabía que significaba ese ruido, fatigado estampa la cabeza en la mesa sabiendo que tenían que limpiar los desastres que hiciera Delic en su cama y su piso recién pulido.

_Hibiya ..

_YO... Izaya-él esta muy grave, ahora mismo se encuentra en el hogar de Shinra en estado vegetal, y no se sabe exactamente la razón de porque_inicio directamente sin rodeos ni habladurías, dejando a los presentes sin palabras. Psyche ya lo sabia, o lo medio entendió en la llamada anterior, sin embargo no sintió la incertidumbre de aquel momento.

_¿Como esta Shizuo?_pregunto Tsugaru a sabiendas de la extraña relación de la pareja; no era de extrañar suponer que la culpa fuese de la brusquedad del rubio.

_Lo esta tomando con calma, aunque me preocupa su salud mental...esta haciendo cartas, C-A-R-T-A-S_susurro como si fuese lo mas extraño del mundo_. Me compadezco por él pero no más que por nosotros mismos. Si Izaya llegase a morir ¿Que sera de nosotros? 

_Eso quiere decir que ustedes podrían desaparecer ..._ especula para si, ignorando la severidad del asunto.

_Le pregunté a Shinra pero no me da una buena respuesta, lo único que nos queda es seguir con los tratamientos y esperar a que algo suceda.

_Por que tengo que seguir con esa basura si de todas las formas VAMOS A MORIR !! _. Golpea la mesa con el puño, me retiro.

_Psyche, no es bueno que cada que te pase algo te vayas y encierres en tu mundo_regaño impidiéndole abrir la puerta.

_Iré a comprar la memoria que te dije, por favor déjame_. Se zafa y girando el pomo de la puerta principal, se va.

 

Chapter Text

Estoy molesto, molesto, molesto, molesto.
Quiero matar, matar, matar, matar.
Malditos desgraciados 

Unos inmigrantes acorralaron a Psyche. Había salido de casa solo, casi al anochecer. Me lo cruce por mi ruta con TOm-san. Iba a comprar una cosa para su computadora, sinceramente no le entendí.No quiso que el acompañante así que lo deje ir solo, pero cuando lo volví a ver estaba rodeado de unos tipos gritones con acento raro. Fue tan, tan traumático, me grabé a ti pero esta vez quien estaba en el suelo no eras tu sino Psique. Una vez reaccione, ya era muy tarde.

Me arrepiento de no haber terminado con esa peste. Y aunque siempre lo diga a viva voz JAMAS mataría a nadie, henos aquí odio mutuo extraño amor. Pero tu ... estoy seguro que tus manos se han ensuciado más de una vez, ya sea directa o indirectamente, te pregunto ¿cómo se sienten?

Llame desde un extraño aparato a Tsugaru, al parecer ellos no tienen un hogar físico; es una ilusión formado por un portal usando una pantallblablablabla... Celty les hizo una casa con sus poderes. En fin, si se les quería contactar debía ser mediante celty. Le hice la mención a Tsugaru de que Psyche había sido golpeado, y la puerta suena.

Debo decir que Psyche no esta nada lindo, y debido a tu estado su mejora no funciona como es debido. Shinra lo puede solucionar pero sera difícil muy peligroso para él y para todo aquel que se le acerque a la habitación que se le asigne. Según, su estado se estabiliza con una extraña droga musical, letal para todo aquel que no sea parte del PsycheDelic ni Celty puede aguantarlo.

Shinra no se pudo complicar mas en la creación de estos tipos.

Tuve que ir a esa extraña dimensión, hogar de Tsugaru y Psique, déjame decirte que una vez dentro es como cualquier casa estilo tradicional; el portal había desaparecido junto con la ciudad (casa de Shinra) todo se limitaba a un prado. Tsugaru me contó que si voy por el camino que se formaba desde la entrada de su casa hasta el pasto verde, teniendo en mente la dirección donde quiero ir, el portal me llevara sin necesidad de que Celty tenga que interferir. Psique lo uso para su conveniencia y creo una habitación solo para él.

Hicimos lo mismo que tuve que hacer contigo, tomamos ropa y algunos discos que Shinra le había dado una Psique. No tuve tiempo de revisar esa misteriosa habitación, Tsugaru dijo que ya lo teníamos todo y él es el dueño.

Debería registrarle a Tsugaru el escribir cartas?

Chapter Text

Que horrible día fue el que tuvo que pasar Celty. No pudo ni darse cuenta de un descanso y bajarse de su motocicleta, primero los oficiales otra vez la persecución como si pudiera ser la única que pasa por alto las leyes de tránsito. Después del toco cruzar la ciudad para recibir un paquete, llevarlo al centro, dar el paquete y recibir un cambio de nuevo paquete que tenia como receptor a su cliente inicial, lamentablemente el paquete era una trampa y ahora tenía que devolverle el primer paquete. Tantos paquetes la estaban volviendo loca y de conste la fastidiosa patrulla la seguía persiguiendo, interponiéndose en su trabajo.

¿Su deseo?

Quería volver a casa, darse cuenta de una larga ducha de agua caliente para luego recostarse en el sofá junto con el molesto pero tierno de Shinra y ver una de las películas mas taquilleras de Kasuka. Era perfecto y tranquilo, justo lo que ella necesitaba.

Voltea a ver si aun la seguimos persiguiendo, afortunadamente no fue así, hoy pudimos irse directo a casa. A solo unos metros del departamento ve como un sofá venta disparado desde el edificio "¡Oh! Shizuo esta por la zona" y continuo con su manejo.

UN MINUTO

Ese sofá tiene la misma forma y color que el suyo, que casualidad.

UN MOMENTO

Ese sofá venia desde su departamento, probablemente sea Shizuo.

ESPERA

Ese sofá salio desde su piso.

Como si la razón le golpease la cara que no tenia. Celty arranca su motocicleta dejando escapar el relinchido de su caballo. Al llegar a su departamento supo que aquel deseo no se iba a cumplir iniciando por la perdida del mueble. Los muebles ... ¿donde se encuentran los dichosos muebles? que ella sepa solo uno había salido volando.

Toda su linda y cómoda sala había sido destruida, solo quedaba una mesa caída y tres sillas de maderas, nunca había visto en su vida pero al parecer iban a ser sus nuevos muebles. Las sillas formaban un triangulo y en la punta sentada detrás de la mesa Shinra, al centro Shizuo; quien mantiene su pose de haber cargado algo pesado ya su derecha estaba Izaya sentado sin prestarle mucha atención al "pequeño" espectáculo.

_ 《¿Pero que han hecho con el departamento ?, SHINRA》 _Celty fue enfurecida hasta la mesa "encarando" a Shinra.

Instintivamente la abraza, su amada había llegado y tenia que recibirla con los brazos abiertos, valiendo lo que la dullahan le mostraba en su móvil, de todas las formas y tenia una idea de que estaría escrito. Ella quería golpearlo y apartarlo como siempre hacia su cuerpo sin respuesta, como dicen: el cuerpo es más sincero que las palabras y ella si quería ser abrazada ¿Qué tanto castigo podría darle a su Shinra? ya tenia suficiente castigo con aguantar a la pareja impareja de rivales.

Celty intenta caminar hasta su habitación con rastras al médico ilegal que guindaba de su espalda como un monitor feo que no se atrevía a soltar a la madre. Los chicos alzaron su mano en forma de saludo pero sin dirigir la mirada, era lo mejor. Pasar hasta su habitación, una de las últimas, ya dentro de Shinra decidir soltarse del agarre e iniciar la explicación.

_¡Oh! mi querida Celty, discúlpame por haber dejado que ellos hicieran un desastre en tu sala. Izaya me aseguró que pagaría todos los gastos que ocasionase Shizuo una vez se tranquilizase.

_ 《¿Y confiaste en él?》 _ Escribieron borrandolo antes de que Shinra lo pudiese leer, aveces olvidaba lo despreocupado que podría ser Shinra cuando se tratase de ese par_ 《Ehm ... ¿Por qué están aquí? ninguno de los dos esta mal herido como para decir que vinieron a recomponerse de una de sus habituales peleas, y supongo que tampoco los invitados han invitado ¿O sí?

_¡Tienes toda la razón Celty! _Alago_Ellos vinieron por su propia cuenta, o ... a decir verdad Shizuo fue el que vino arrastrando a Izaya de la mano. 

Ella no respondió. Era extraño, Shizuo nunca llevaría a Izaya de la mano ni aunque fuera una apuesta, corrección, nunca llevaría a Izaya a ningún lado con él ¿Qué ocultas Heiwajima Shizuo?

_Sí, a mi también me parece extraño verlos juntos, debo admitir que me han devuelto en el tiempo; específicamente a mis días en el instituto. Cuando los maestros llegaban a su límite de tolerancia, tomaba una cinta y les envolvía las manos a ambos con la advertencia de que si la rompía llamarían a sus pares, la madre de Shizuo fue mas de una vezjaja ...

Miró al chico de anteojos, ella también recordaba la etapa de estudiante de Shinra; más que todo sus propias exigencias para el chico se relacionara y, deseosamente en ese entonces, obtuve novia. No sabría como decirlo, al pasar el tiempo se encariño del médico clandestino a un punto de vista de otras chicas que se acercan pero también estaba el problema de sus amigos. Nunca tuve novia, nunca dejo de pensar en Celty pero si no había sido por ella misma y esa idea de deshacerse del chico nunca había conocido a Izaya. ¿Era su culpa? El que Izaya estudia en sus vidas ¿era todo su culpa?

_Ambos mantenidos una relación sexual activa.

¡¿WHAT?!

_ 《De donde a salido eso ?!》

_¡AH! JJAJA, no necesito haber dicho nada ..._ susurro rascándose de nuca de forma desesperada_PERO TENIA QUE CONTARSE A ALGUIEN, es muy raro. Bueno, si, sabia que los dos tenían una gran tensión sexual pero supuse que era por pasármela tanto con Erika y ...

_ 《Por eso están aquí?》 _ Escrito de forma desesperada, si tu rostro se encuentra tan abochornada.

El médico da un saltito sorprendido por la intensidad en que le había mostrado el móvil. _NO, crees que tengo conocimiento en la cama.

_ 《Se supone que eres médico debes saber algo, o eso pudo pensar Shizuo》

_Soy un medico clandestino, me ocupo en la salud de las personas de forma ilegal. No soy sexologo, no es mi rama, Izaya lo sabe_se defendió cruzando sus brazos en forma de negación, tanto tiempo juntos y ella aún no entendía su profesión_. No fue como tu crees ...

Escena retrospectiva

_Hey, Shizuo-kun, Izaya ¿Se puede saber que hacen en mi humilde hogar? _Pregunto luego de haber abierto la puerta. No era de extrañar que ellos fuesen a visitarle, quizás se hayan peleado aunque, en esas ocasiones, siempre venia una primero y el otro mucho después pero nunca juntos. 

_Esta Celty?

_Neee! Shizu-chan pero que modales tienes_se quejo Izaya zafándose del agarre que mantenía con el rubio, un momento ¿Habían estado tomados dela mano todo este tiempo?

Shinra acabo de cerrar la puerta a sabiendas de que una vez dentro no saldrían hasta cumplir con su cometa. Se posicionó en su pequeña isla de la cocina mirando a los rivales quienes mantenían una distancia considerable a la diferencia de como llegaron.

_En serio, ¿qué ha sucedido Shizuo? _Volvió a preguntar. Shizuo, como respuesta, saca un embace de plástico de su bolsillo y lo deja encima de la pequeña mesa. Si estaba en lo correcto ese embace pudo haber sido uno de los pudin del rubio, por los cuales hacia tanto drama.

_Este imbécil se ha comido mi pudin_concluyo con el ceño tan fruncido que podría creerse que la problemática no iba al rededor de un pudin.

Shinra no sabia que decir, era consciente de la gran adicción a ese dulce de parte de su amigo, pero nunca creería que podría llegar a superarse a si mismo tanto como para traer a Izaya todo el camino (que no era corto) hasta su residencia ¿Qué no vive cerca de una farmacia? Podía ir a comprar otro pudín pero consideraría inscribirse y llevarlo hasta aquí, era obvio que no se iría.

Busco entre su billetera, no era un fanático de los dulces lo que complicaba saber la cantidad exacta del pudín, saco cuatro billetes estimando que no pasaría de eso o qué podría sobrar para comprar cigarrillos. Le ofreció el dinero al ex barman sin pensar que seria brutalmente rechazado.

_No se trata de dinero sino de principios, Shinra.

_Ves Shizu-cha, estas siendo un molesto protozo por nada, hasta Shinra me apoya_exclamo Izaya molesto por las acusaciones_Ademas, ¿cómo sabes que ese pudin era tuyo? no tiene tu nombre.

_ese pudin ... ESTABA EN MI CASA, EN MI NEVERA, Y POR LO TANTO ME PERTENECÍA!

_Y estaba sin nombre.

Shizuo lo fulmino con la mirada, alzándose del sofá. Izaya rió por la actitud del alcalde, pero eso no significaba que se quedaría sentado, no. Ambos, de pie, se daban miradas de odio murmurando entre quejidos casi tan parecidos como gruñidos de dos bestias.

_Momento, Momento, MOMENTO_. Se interpone el castaño intentando separar a ambos de un empujón, logrando específicamente que Izaya se volviese_¿Que hacia Izaya en tu departamento?

Estaban en silencio después de lo que el médico preguntó. Shizuo frunció aun más el ceño desviando la mirada y volviendo a su asiento.

_¡¿Sigues tomándole fotos mientras duerme ?! antes que preguntes Simón me dijo que no habría recibido respuesta, sabia que podría ser algo privado; un síntoma de su raro trastorno de ama la humanidad.

Shizuo le miró, preguntándose si eso era cierto pero aun así no comento. Sin embargo, luego de un corto lapso de tiempo, analizaremos hablar: _Yo ...

_Estábamos follando.

El rubio parecía sorprendido. Tanto que, al principio, podría que la voz proveniente de alguien fuera de la habitación hasta caer en cuenta de que, el único capaz de decir tal vulgaridad no era ni más ni menos que IZAYA. 

_Ustedes tuvieron ..._. Shinra no podría apartar la mirada de ambos chicos, y ni hablar de Shizuo quien era el mas expresivo. Su rostro ruborizado era toda una obra mezclando la euforia del momento con su rabia habitual, el cuerpo del castaño tembló del miedo por solo mirarlo. 

_¿Sexo? ¿Qué hicimos el amor? Yo lo llamo más un deseo por lo carnal.

_M-Maldito Iza ..._. Se levanto del sofá. Camino hasta Izaya pero no hizo nada, absolutamente nada. Tenia que descargar toda su furia, tenia que golpear, tenia que pegar y lo que querían era gritar. Levanto el mueble donde había estado sentado, sin fuerza, no le bastaba, este tipo de mueble barato era muy ligero para lo que necesitaba. Lanzo el mueble por la ventana, no era suficiente, luego otro, y el otro, y otro.

《Y que hay con esas sillas que forman un triangulo?》

Shinra se preocupo "Si él sigue con esto no va a tener un hogar para que Celty vuelva", intenta persuadir a Shizuo antes de que tirase el ultimo, pero no menos importante, sofá.

_No no no no. ¡Podemos arreglar el problema del pudin de otra forma!

_Apártate Shinra.

_MOMENTOOOO! _Grito poniéndose de puntillas; tratando de bloquear el camino con su cuerpo flacucho. Hay una forma, hagamos un juicio.

《Pero Shizuo si tiro el mueble》

_Se abre la sesión. Que pase al estrado el testigo, por favor_anuncio Shinra golpeando la mano contra la mesa haciéndose la idea de cargar con un mazo_Nombre y profesión testigo.

_Heiwajima Shizuo, guardaespaldas de un cobrador_contesto, manteniéndose de pie al centro del "triangulo".

Emocionado por la contribución del rubio, no pudo evitar emocionarse grabado el juego de abogados que acabó no hace más de una semana. Teniendo en cuenta lo poco que los Shizuo le había dicho dicho intento de formar el terreno, dando lugar al escenario donde ocurrieron los acontecimientos.

_Usted y el acusado pasaron la noche juntos ¿es eso cierto?

_M-Me niego a testificar de...eso_grito lo que hizo enojar a Shinra por impedir el avance del juicio.

_No puedes.

_Q-QUE?!

_es decir..._. Rápidamente recordó con quien estaba hablando, debía dejar su fanatismo de lado_el acusado se había levantado primero dejándolo a usted atrás, lo cual puede considerarse como una coartada para usted_. Sin recibir una protesta del abogado (básicamente el propio acusado) decide continuar_. Según los registros de su tarjeta; la ultima vez que usted compro en el supermercado fue hace dos meses (Agradezco al abogado por haber entrado en el sistema sin queja alguna), a pesar de ello usted a guardado el ultimo pudin de su paquete ¿estoy en lo cierto?

_Si, yo no había ido de compras para el hogar desde hace ya tiempo, debido a mi trabajo que toma parte de mi mañana, tarde y noche permitiéndome mis tres comidas necesarias en los descansos asignados_. Shizuo parecía estar comprendiendo el juego, eso o ya había sido llevado otras veces a un juicio por las falsas incubaciones de Izaya, lo mas seguro es que fuese así ya que, a diferencia del pelinegro que no había dicho ni una apalabra, él era muy colaborador.

Izaya se levanta de su asiendo y cruzado de brazos grito:_UN MOMENTO._los otros dos lo miraron sorprendidos por la extraña forma de detener la declaración de Shizuo_ El testigo a confirmado en carecer de las condiciones necesarias para tener visitas y aun así no dudo el llamarme a sabiendas del riesgo que conlleva. Su trabajo es una buena escusa pero ¿que hay de mi? yo soy una persona la cual disfruta de la comida hecha en casa y, aunque pudiese haber comido en la calle su queridisimo testigo me acorralo antes de yo saber en que acabaría la noche. Debido a esto, yo me encuentro en ayuna, casi desnutrido.

_Como si un pudin te fuese a llenar_murmuro Shinra saliendo de su personaje por breves segundos.

_Que a dicho su señoría_sonrió ladeante, quizás y lo quería mas cuando estaba callado.

_PROTESTO_interrumpe Shizuo recibiendo un grito de emoción de parte de Shinra_. Podías haberte ido como siempre lo haces o siquiera huir antes de aquello. Tampoco es como si fuese la primera vez que te levantas primero que yo.

_Testigo, dicha información no se encuentra entre los archivos que se le ha dado a la corte_se quejo al estar fuera de la discusión, conocía muy bien la poca contribución de parte del rubio si se trataba de sus noches de pasión pero si iba a darle solo las migajas del chisme mejor no se lo fueran contado.

_La información era innecesaria... hasta ahora.

_¡PROTESTO! Me estas acusando por no permanecer en tu cama más a menudo Shizu-cha, no sabia que me deseabas de manera sentimental_rió tirando besos al aire_. De todas formas, eso no cambia el hecho de que me fuese dado hambre.

_Era mi pudin, no tienes el derecho de apropiarte.

_Sin nombre no hay dueño, y eso lo puedo demostrar con la prueba_. Va hasta la cocina sacando algo de la nevera, era un pudin, y lo coloca en la mesa_ como puede ver, el plástico esta en perfectas condiciones, sin ninguna diferencia a uno corriente y sin abrir ¿como podría saberlo?

_¡Oye! Eso es de Celty_mascullo el "juez" tomando la muestra entre brazos.

Shizuo continuo con sus insistiendo:_ESTABAS EN MI CASA, ESE ERA MI PUDIN!

_Eres una estúpida bestia sin cerebro o acaso no sabes decir otra cosa?

_Shinra_llamo el rubio, sabiendo que ese tipo de vocabulario era una penalización para el "abogado". 

Izaya miro a Shinra quien no podía mantener la emoción de ver a sus amigos simulando un juicio, y mucho mejor si lo incluían. Sin embargo Izaya se le adelanto: _Retiro lo dicho, sin embargo mantengo mi defensa. No disponía de ninguna señal que me advirtiera de un presunto dueño de tal golosina, sin contar mi falta de alimento. 

_Señor Heiwajima, tiene que ser consiente de que la prueba y defensa del acusado estas muy bien estructurada; tendrá que mostrarnos una nueva prueba ademas de "ERA MI CASA, EN MI NEVERA, Y POR LO TANTO ERA MIO" para tomar en cuenta su palabra.

_En serio Shinra?!

_Supongo que si retiras los cargos en contra del acusado y te retiras, si quieres con este pudin nuevo. Podemos olvidarlo_y así decide darle fin al juicio, con todos conformes por la decisión dada por el juez o eso creía...

Cuando Shizuo iba a tomar el pudin para así largarse. Izaya se le adelanta, tomando entre sus manos en embace plástico. 

_Ya que aquí ustedes hacen lo que se les de la gana, yo voy a hacerlo también_. De su bolsillo saca un marcador negro, y mirando a Shizuo con una sonrisa de lado a lado empieza a escribir_¡YA! el pudin es mio.

Shizuo lo miro, lo miro de forma escalofriante ocultando sus ojos con el flequillo. Y así acabamos; a lo que es la sala ahora, la mesa caída, el ultimo mueble en cualquier lugar menos en su departamento.

_《Shinra, no se ha oído nada desde hace rato》_informo Celty, desde hace un rato que lo había presenciado pero supuso que, por los vidrios ya rotos, no se oiría nada una vez fuese lanzado cualquier objeto o un Izaya.

_¿Crees que se tomaron el café?

inmediatamente la chica vuelve a tomar su móvil, dando suaves golpecitos hasta mostrarle el mensaje.

_No tenia mas opciones, supuse que una vez llegara a la cocina tendría sed y se tomaría algo antes de dejarnos sin esos muebles.

Celty abre la puerta, aun un poco enojada por la solución que había pensado el medico pero aun así dejandoselo pasar; era la humanidad contra Shizuo. Sin embargo, al cruzar a la sala, no había nadie ni los cuerpos de los chicos, al parecer a habían optado por irse a discutir en un espacio mas abierto antes de dejar a la pareja dormir en el suelo.

_Celty, hay algo aquí_señala, tomando del  suelo de la entrada una nota, sacada de un cuaderno cualquiera y escrito en ella para así arrancar la hoja_, es una nota de Izaya.

_ 《Creo que aveces si hay que creer en su palabra》 _escribió antes de tomar la tarjeta que el informante les había dejado, dicho comentario nunca fue demostrado dejándose para si lo que pensaba del pelinegro.

Chapter Text

¿Recuerdas a Roppi?

Quizás no, es el más callado entre los tres altereg. El que mas se parece a ti ¿Le recuerdas?

Sino no importa, seguro va a estar allí para ti una vez te despiertes y lo reconocerás. No hará falta describírtelo, no hará falta señalarlo, él estará allí apara ti y te apoyara... Yo lo se, el lo haría, sino fuera por

QUE MIERDA HICISTE ESTA VEZ IZAYA 

Tan solo te mencione y se puso pálido y, creo yo, que si no te pusiste se puso así cuando lo abrace (porque realmente se parece a ti Izaya, es...fue doloroso) ¿por que lo haría con tu nombre? Tsuki era consciente de tu estado, no se como pero sentí que lo sabia, su reacción cuando abrace a Roppi no fue como la de Delic, así que creí que si lo sabia. Él no se aparto, aun siendo el asocial, no me empujo ni nada por el estilo; eso no quiere decir que me correspondió pero el que se fuera quedado conmigo; fue reconfortante.

¿Que por qué vinieron? Tsugaru fue el de la idea, o básicamente utilizo la visita como escusa para no tener que cuidar a Tsuki. Por mi parte me había olvidado completamente de ellos, menos de Delic e Hibiya...no, mentira, también me olvide de ellos. Shinra fue el que les aviso de lo sucedido con Psyche pero no porque se preocupara de los chicos, era obvio que quería a Delic para que se ocupase de poner y quitar la música del cuarto de Psyche porque este imbécil a perdido los auriculares que utilizo específicamente para él u otro humano cuando creo PsycheDelic, siendo Delic la única vía de contacto que teníamos.

Tuve mi oportunidad de hablarle al muchacho, si es que lo que hicimos se podrida considera como un conversación. Se veía que estaba preocupado por Psyche, levanto un poco mas de lo usual las cejas cuando lo vio, sep preocupación. Pero cuando le hable de ti, y le abrí la puerta de tu habitación, GRITO.

No fue un grito de temor ni de susto, no lo hizo cuando vio a Psyche  lo cual alerto a todos por su inusual primera impresión. Primero grito, obviamente lo acabo de mencionar, segundo te volvió a ver; ya en ese entonces no eramos los únicos en la habitación, tercero sonrió; tan frió mirando tu estado tan acabado, y dijo aquello, que desde hoy, no he podido olvidar.

¿Que harás ahora?

Y así acabo en apagarse su sonrisa. Nos miro, a todos, volviendo a su típica mirada sin emoción. Él había descubierto algo que ninguno de nosotros pudo ver antes, y por eso no continuo con su festejo. Él había visto en unos segundo lo que yo no pude en todo un mes. 

¿Que harás ahora, Izaya?

 

Chapter Text

_"Suicidio?"

Roppi lo entendía, era consciente de todo el odio acumulado de Izaya hacia ellos y aun así lo dejo pasar. Se suponía que él debía ser la razón, el que poseía una mente calculadora. No era tan ingenuo como sus "hermanos", o eso era lo que quería creer. Sin embargo, también estaba expuesto a ser vulnerable y uno de los altereg más débiles.

Conocía a Izaya aunque nunca fuesen cruzado palabras porque él, a diferencia de los otros, podía distinguir entre sus recuerdos y del propio. Y precisamente aquello le daba ventaja para ser precavido ante cualquier movimiento que hiciese. Sin embargo, el cerebro suele ser un laberinto y aveces lograba engañarle, tanto era el impacto que apenas podía distinguir entre su primer encuentro con Tsuki (en casa de Shinra) y el del Tsuki de los recuerdos de Izaya (en la escuela media).

_Se supone que eres mi depresión, te odias, los odias, me odias. Eres aquello que muere con pastillas_. Toma las muñecas de Roppi remangando la manga hasta los codos exponiendo las cortadas sin cicatrizar_y es cuando todo cambia a un Psyche pero... cuando no funcionan... lo utilizas a él.

Sin embargo, no lo sabia a ciencia cierta  ¿eran sus recuerdos? ¿Eran los de Izaya? Aquella noche siempre le era confusa e intentaba no recordarla, en cambio Izaya parece recurrir continuamente a ella.

Aquel día, aquel día que sintió tanto dolor.

Tsuki, que siempre había sido amable y cariñoso, ese preciso día no lo era. Ahí comienza la confusión. Estaba sudado o había caído en un pozo ¿quien sabe? no recordaba la persecución que seguro tuvieron antes de ser acorralado por el rubio, lo que si sabia era que estaba mojado pero era obvio. 

Le parecía gracioso que él fuese el único consciente de lo que paso esa noche ¿que por qué? Según Tsuki, esa noche había bebido excesivas cantidades de alcohol (no era Tsuki) y no recordaba nada después de haber salido del bar. Tsuki jamas mentiría pero, si lo que decía era cierto ¿Por qué aquello siguió repitiéndose?

Podía haber escapado por las escaleras, tan acorralado no estaba, pero no lo hizo ¿Para que iba a correr? y seguir con el juego, no tenia sentido. Ese hombre frente a él no era Tsuki, por lo menos no uno consciente de lo que hacia ¡QUE MIEDOOO! Una bestia con disfraz de oveja rodeado de un rebaño gris completamente ciego.

ÉL les demostraría lo peligroso que era Tsuki, su cadáver marcado por las garras de una bestia seria suficiente prueba para deleitar a las masas. No... a él no le preocupa la humanidad...

A él que le importaba que la gente viviese en ignorancia.

Claramente esto era de Izaya.

Y lo estaba lamiendo. Bajo la lengua por la longitud del mayor quien le apretaba con fuerza pero no la suficiente como para arrancarle el cabello. Se estaba dejando llevar demasiado, tanto como para haber cerrado los ojos y cambiar el entorno: su cabello siendo casi arrancado cambio a una caricia delicada, el callejón ahora era su habitación y lo que una vez fue un golpe bajo se volvió una petición.

Seria esto a lo que se refería Izaya, cuando no funcionaban las pastillas recurría a una fantasía que nunca ocurrió, un falso escenario donde los golpes nunca llegarían a su cuerpo y aquel hombre lo ama. No, él debía demostrarle la realidad.

No era lo bastante bueno en esto, ni su mano, ni sus dientes le bastaban y ya quería vomitar pero debía continuar, esta noche podría ser su única oportunidad para conseguir lo anhelado. Finalmente Tsu...Shizuo se detiene, descubre su rostro de completa decepción, quizás lo había hecho mal.

Lo tomo bruscamente por la cintura dejando en claro de quien pertenecía ese recuerdo. Shizuo era rudo y le hacia llorar pero lo aguantaba porque le odiaba, un sentimiento distinto al que sentía por sus humanos ¿Por que no puedo amarte como al resto? le dolía, le quemaba pero lo tolera porque lo quería y si, para tenerlo tendría que sufrir, sufriría pero nunca se arrepentiría...

Su cavidad nasal se inundo con un olor metálico; era doloroso pero a su vez agradable y le daba hambre. El sudor comenzó a gotear, el dolor era palpable pero no sabia de donde venia ¿A caso es una nueva habilidad, podía sentir sus recuerdos? Seria mas simple de responder si pudiese abrir sus ojos y comprobarlo por si mismo pero era muy difícil.

Podía ver el rostro de su violador, si es que así se le puede llamar. Izaya a diferencia de él quería esto, no, ni siquiera el gran Orihara quería esto pero así se dieron las cosas y tuvo que aceptarlo si deseaba algo mas que peleas ¿No había otra forma de lograrlo? Shizuo nunca, en toda y cada una de esas noches, mostraba un poco de empatia hacia su persona, asegurándose de estar lo suficientemente drogado con aquel ardor como para no tener que dar explicaciones de nada.

¿Como lo lograste Izaya?

Como lograste que Shizuo te amara...

Él jamas fuese estado contigo, lo único que se acercaba a tus ilusas fantasías fuimos nosotros. Shizuo nunca te amo, él jamas se preocuparía por ti. Así que ¿por qué nos odias? Somos aquello que representa lo que siempre deseaste y nunca tuviste por completo, no te creo, que salias con Shizuo cuando nos descubriste, no lo creo. Eres despreciable, y asqueroso, tan humano...y aun así te he dejado pasar.

_T-tu... ¡¿QUE LE HICISTE A ROPPI?!

Es la voz de Tsuki, volvió a casa. Pero suena enojado, oh no...Me deje llevar por Izaya. 

_POR que... NO, l-lo siento, es decir ¡NO! Por favor vete antes de que le cuente a Shinra...

¿Shinra?

¿Que va hacer él por mi? Sino fuera por Tsuki yo no existiría, todo es gracias a Tsuki...Odio a Shinra, el mismo que me creo una vez quiso destruirme igual que Izaya.

No es mi culpa que intentase acabar conmigo mismo, no es como si desease ser así. No tuve elección y Tsuki lo sabe. Todo es culpa de Shinra, y en vez de aceptar su error y encargarse del fenómeno al cual le dio la vida decide acabarlo. 

"Él no es mentalmente estable, lo mejor sera dejarlo así"

Roto...

Abrí los ojos. Recuerdo la voz de Tsuki pero no lo encontraba. Junto a la puerta principal una masa negra me daba la espalda, mi vista me afectaba o este era otro recuerdo. Intente acercarme o por lo menos mirar quien era. Poco a poco, todo comenzó a tornarse de colores, la masa tomaba forma pero lo que vi no era para nada agradable.

Izaya estaba siendo aprisionado contra la pared, siendo elevado por una fuerza extraordinaria que impedía que sus pies tocaran el suelo ¡SHIZUO! por que estaba en mi casa, no sabe que si lo asesina también yo moriré. Mi reacción es inmediata, corro a detenerlo.

_Detente Shizuo

Me aferre al brazo que cargaba a Izaya. Él no respondió y tampoco aparto su mano. Intente moverlo, sabia que era inútil pero lo intente, pero lo único que obtuve fue que intensificara el agarre, sentí como el aire cada vez me hacia más falta. No pude detenerlo, eso era todo...

_Tus muñecas...

Agotado me deje caer al suelo rozando mi garganta, sentía la obstrucción que ejercía la bestia aunque no fuese directamente en mi cuello. Acate a la mención del mayor y mire mis muñecas, izaya no había deshecho la manga así que tuve un nítido expectaculo de sangre. No me había dado cuenta antes, una de las heridas tuvo que haberse abierto en algún momento entre el sofá hasta que fui a donde Shizuo.

 Respiro hondo, mis manos temblaban. Incrédulo miro hacia Shizuo pero no era Shizuo, T-Tsuki? La mano de Izaya estaba empuñada, apenas y se podía ver la pequeña punta filosa manchada con sangre.

¿Que hiciste ahora?

Chapter Text

Siento como si hubiesen pasado cuatro años desde que me he puesto a escribirte, quizás exagero y sean solo semana. Cada que tomo el lápiz entre mis ded...NO, suena demasiado lírico para mi gusto.

.

Estamos bien, corrijo, los únicos que no están inconscientes en las camas, estamos bien. Es un maldito fastidio esperar al lado de tu cama sin nada mas que esperar a que despiertes, no te estoy echando la culpa de nada pero...si te estoy echando la culpa de gran parte; de todo. Desde que quedaste inconsciente no e tenido ni un minuto de descanso, me molestas sin siquiera moverte.

primero esas extrañas amenazas, tu anterior comportamiento asocial, el ataque de psyche... y este tic que no me deja ni dormir, se que algo pasara, algo grande pero no es por ti ¿COMO PUEDE SERLO?

Mi instinto me lo advierte, es malo, es malo, es malo....

Hiciste algo, algo que a ido más allá de mi, ya no puedo detenerte solo me queda esperar. Me es imposible no estarun paso mas adelante de ti, aunque fuese un paso a ciegas, y tu lo sabes "Eres una bestia, y por eso eres impredecible" pero de algún modo encontraste la manera de persuadirme. LO HICISTE ORIHARA...¡oh no! debería borrar eso, y esto.

Shinra se ha quedado sin hojas; hablando de Shinra, le ha pedido a Delic que fuese de nuevo a la casa de Psyche y Tsugaru, a buscar la laptop de este ¿Sabes donde esta su laptop? Así es! en su habitación secreta.

No sabes cuanto quiero ver esa habitación por dentro, pero ellos ya se fueron.